Lo más visto

El hedonismo de la clase política y funcionarios

¿Qué es hedonismo? Según la Real Academia Española: “Teoría que establece el placer como fin y fundamento de la vida”. Antes que nada, no incorporaré ni un tan solo nombre de funcionarios hedonistas. Cada quien que se dibuje en la mente al político y funcionario público que se aprovecha de todo y de todos.
Enlace copiado
El hedonismo de la clase política y funcionarios

El hedonismo de la clase política y funcionarios

El hedonismo de la clase política y funcionarios

El hedonismo de la clase política y funcionarios

Enlace copiado
En la Grecia antigua surge el concepto de hedonismo, Epicuro manifestó: “La felicidad consiste en vivir en continuo placer, porque muchas personas contienen el placer como algo que excita los sentidos”.

La cuestión es no confundir los términos, Epicuro exhortó que debemos satisfacer los deseos naturales necesarios de la forma más económica posible. Creo que hace falta recordar al expresidente uruguayo José Mujica, quien aplicó la austeridad y dejó un ejemplo a la humanidad de cuidar los bienes del Estado.

En El Salvador no se aplica la austeridad, país que a duras penas logra subsistir. Por eso el pueblo desconfía de la clase política, por sus acciones indebidas. Algunos políticos logran combinar bien el traje de lobo y oveja.

Quizá, el que ha llegado al poder, anteriormente se la pasaba tronando los dedos, sin lujos y dinero. Llegando al poder se le olvidan las buenas promesas y se hace un aprovechado. ¿Acaso es malo el dinero y el poder? No, lo que es malo es cómo el poder enferma; además, no es lícito llegar a tener dinero a costillas del pueblo.

El caso de los funcionarios de la Comisión Ejecutiva Portuaria Autónoma (CEPA) es nada más un ejemplo del despilfarro de dinero. Los periodistas indagan; a saber: “LA PRENSA GRÁFICA solicitó información a la Unidad de Acceso a la Información Pública (UAIP) de CEPA para revisar el gasto en compra de alimentos durante la presente administración...”. Son $232,000 en derroche de alimentos y bebidas. ¿Se hubiese mejor construido una escuela o una pequeña unidad de salud con ese dinero?

Anteriormente ya en ARENA se conocía de casos en donde los funcionarios públicos y políticos disfrutaron de viajes, lujos y muchas diversiones. Ahora, les está tocando a los burócratas del FMLN despilfarrar el capital de los contribuyentes. Y, así hacen los otros partidos políticos. ¿Recuerdan los tiempos del PCN?

En 2013 en la Asamblea Legislativa se gastó en obras de arte valoradas en más de $150,000; además se regaló para esa Navidad corbatas de seda, carteras para dama y prensacorbatas bañados en oro. Y no se diga la compra de licores como vino, whisky y vodka. Si usted, ciudadano honrado, observa un acto de corrupción, denúncielo.

Los tres Órganos del Estado, ya sea Corte Suprema de Justicia, Asamblea Legislativa y Ejecutivo, deben aplicar la austeridad; sin embargo, hacen caso omiso y malgastan el dinero. Nada más piensen en tantos niños que llegan a las escuelas sin ingerir alimentos; piensen en todas las personas de escasos recursos económicos que subsisten con uno o dos dólares en el día. Se aclara que no todo funcionario público o político es hedonista.

El hedonismo es una teoría del placer que puede embriagar al más humilde. Por lo tanto, es de vigilar el erario público, que no se gaste en placeres. No es justo que funcionarios públicos, especialmente políticos, se den lujos y el pueblo sufriendo. Recordemos que somos un país no tan desarrollado económicamente y socialmente.

Empecemos por erradicar los males de los placeres y esperemos que los políticos gasten lo justo y necesario. “El hedonismo actual es superficial y grotescamente histriónico, y está adulterado por la influencia del concepto mercantilista del placer inspirado desde el universo mediático”. José Luis Rodríguez Jiménez.

Tags:

  • hedonismo
  • placer
  • funcionarios
  • austeridad

Lee también

Comentarios