El sistema de garantías mobiliarias mejora clima de negocios

El Salvador desde hace menos de dos años viene alineándose a la oportunidad de ampliar el uso de las garantías mobiliarias para respaldar el crédito otorgado y de esa manera acrecentar la escala de las operaciones empresariales mejorando el clima de negocios.
Enlace copiado
El sistema de garantías mobiliarias mejora clima de negocios

El sistema de garantías mobiliarias mejora clima de negocios

El sistema de garantías mobiliarias mejora clima de negocios

El sistema de garantías mobiliarias mejora clima de negocios

Enlace copiado
El marco legal e institucional constituido para facilitar el uso de bienes muebles como garantías de crédito para empresas y consumidores es una realidad y es la base sobre la que generalmente el sistema financiero otorga y amplía el crédito para aquellas empresas y personas interesadas en utilizar ese mecanismo, a fin de fortalecer y aprovechar nuevas oportunidades de negocios.

En poco tiempo, El Salvador se ha visto beneficiado con la entrada en funcionamiento de la Ley de Garantías Mobiliarias, publicada en el D. O. n.º 190, Tomo n.º 401, puesto que en solo dos años de haber iniciado la aplicación de esa ley, las empresas y las personas naturales han accedido al financiamiento crediticio, debiendo para tal efecto inscribir los contratos de sus activos mobiliarios como garantía. Entre los bienes que pueden ser sujeto de garantía son las cuentas bancarias, las cuentas por cobrar y contratos de venta, inventario y materias primas, bienes de equipo, bienes de consumo duradero, vehículos, cosechas, etcétera, extendiéndose así las nuevas oportunidades de acceso al crédito, y eso ha sido un elemento positivo, para ampliar de manera evidente el nivel de operaciones económicas y empresariales con ese nuevo rol ejecutado por el Centro Nacional de Registros a través del Registro de Garantías Mobiliarias, con nuevos beneficiarios directos de esta nueva modalidad de respaldo para el acceso al finamiento crediticio, favoreciendo al sector empresarial, ya sea éste formal e informal, reduciendo al mismo tiempo las dificultades para acceder al crédito.

Otro sector de relevancia nacional que se ha visto favorecido con este nuevo sistema de garantías mobiliarias es el sector financiero, entre ellos los bancos, así como aquellas entidades no bancarias que promueven y respaldan la actividad económica nacional, pues existe correlación con la evolución de la actividad económica que se ha visto favorecida recientemente con el incremento del 4.3 % de la cartera de préstamos de febrero de este año en comparación con el mes de febrero del año 2015, habiéndose incrementado de $10,948 miles de millones a $11,422 miles de millones, resultados que han mejorado el otorgamiento de préstamos en donde el registro de las garantías mobiliarias, entre otros factores, ha jugado su papel relevante con la satisfacción de la demanda para el financiamiento de nuevos créditos para los empresarios nacionales.

Con la aplicación de esta ley además se ha beneficiado a los consumidores, a la comunidad legal y académica, así como las cámaras empresariales y el sector público, favoreciéndose el clima de negocios en el país.

Pero, ¿cuáles han sido los impactos directos en menos de dos años de aplicada la Ley de Garantías Mobiliarias?

Desde el inicio de operaciones en el Registro de Garantías Mobiliarias del CNR se han garantizado en poco menos de 17 meses más de 8 mil operaciones que han fortalecido al sector privado, pues en el año 2015 se garantizaron alrededor de mil millones de dólares.

Solo en lo que corresponde a los primeros cuatro meses de 2016 se ha registrado el 30.0 % de las inscripciones realizadas en 2015, alcanzando ya el 28.5 % de los créditos garantizados del año pasado.

Lee también

Comentarios

Newsletter