El uso de las luces de xenón

Las luces de xenón son una iluminación para automóviles que cada vez tiene más adeptos y que se ha convertido en una presencia común en nuestras calles.
Enlace copiado
Enlace copiado
Más allá de su popularidad, hay quienes las resisten porque pueden ser peligrosas y más allá de su llamativo color blanco son buscadas por el rendimiento que presentan frente a las lámparas halógenas.

Sucede que con el mismo consumo de corriente, el xenón es capaz de otorgar una potencia lumínica tres veces superior a las provistas por las halógenas. Asimismo, este tipo de luces tienen un consumo menor de energía (aun cuando para encenderse necesiten de un pulso energético de gran potencia).

No todas son ventajas al momento de hablar de estas luces pues si bien es cierto que significan un ahorro y permiten un mayor rango visual, también tienen sus problemas. El más evidente está relacionado con esa potencia, la cual, mal utilizada, puede ser peligrosa. El mal uso se refiere a la mala colocación o a la falta de mantenimiento de las mismas. Si las luces de xenón se instalan en faros comunes, no tendrán la altura correcta. Ello implicará deslumbramientos para los conductores que transitan de frente, situación que puede llevar a un accidente.

Personalmente he visto que a los automovilistas que conducen vehículos con estas luces, los otros conductores les pitan de manera ofensiva y hacen señales como que no pueden ver. Sería bueno que exista una legislación sobre el uso de este tipo de luces, si es que aún no existe.

[email protected]

Tags:

  • luces
  • automoviles
  • xenón
  • accidentes
  • iluminacion

Lee también

Comentarios

Newsletter