Lo más visto

En el quinto aniversario de la LAIP

En este mes de mayo celebramos que desde hace 5 años la Ley de Acceso a la Información Pública (LAIP) se encuentra en vigor, lo que constituyó un hito importante, ya que es una normativa que permite conocer y gozar de otros derechos; empodera ciudadanos, y es una herramienta clave para la transparencia y la rendición de cuentas.
Enlace copiado
En el quinto aniversario de la LAIP

En el quinto aniversario de la LAIP

En el quinto aniversario de la LAIP

En el quinto aniversario de la LAIP

Enlace copiado
El camino no ha sido fácil, pues no solo bastaba la ley, sino que el reto era su implementación. Se aprobó una normativa respetuosa de estándares internacionales, inspirada en la Ley Modelo de la OEA y en las legislaciones chilena y mexicana. El Grupo Promotor de la LAIP tuvo un rol clave, velando porque se aprobara una buena ley y además propuso un anteproyecto, que se fusionó con el que estaba en la Asamblea Legislativa.

La implementación de la LAIP tuvo muchas complicaciones, basta recordar la cadena de acontecimientos que la obstaculizaron: un reglamento declarado inconstitucional, que pretendía limitar a la ley; el rechazo injustificado del expresidente de la República a todas las ternas que recibió para integrar el Instituto de Acceso a la Información Pública (IAIP) y su conformación con 15 meses de demora; el retraso de 7 meses para asignarle su presupuesto al IAIP, y el intento de aprobar reformas para anular la naturaleza vinculante de sus decisiones.

Todas estas acciones para impedir la implementación de la LAIP reflejaban claramente que tenía fuertes detractores, quienes desde antes de que se aplicara plenamente la ley parecía que se sentían incómodos y amenazados por la misma. En medio de las mencionadas acciones, fue vital que la Sala de lo Constitucional reconociera como derecho fundamental al acceso a la información, pues esto es lo que en realidad ha protegido a la LAIP de los intentos por debilitarla e irrespetarla.

Desde la entrada en vigor de la LAIP, no puede negarse que ha habido avances, tales como: que gozamos de mayor acceso a la información; el continuo aumento de solicitudes de información; un IAIP que ha venido trabajando de forma satisfactoria, aunque disienta de algunos de sus criterios; y el mayor uso que hacen de la ley los medios de comunicación y otros sectores que ejercen auditoría social.

Dichos avances no son suficientes, pues los obstáculos persisten, lo que pone de manifiesto las resistencias que sigue teniendo el acceso a la información. El principal problema y el eslabón más débil es el uso abusivo en las declaratorias de información reservada o confidencial, cuando se trata de información que es políticamente “sensible” para los entes obligados. Esto ha sucedido, por ejemplo, con la información de Casa Presidencial que fue declarada reservada y que luego sorpresivamente se extravió, cuyo caso ha provocado el primer amparo contra el IAIP. Además otra situación reciente que preocupa es que la Asamblea Legislativa considere que la información relativa a nombres y salarios de empleados legislativos es confidencial, habiendo entregado información incompleta, cuando el IAIP ya había resuelto que era de carácter pública.

En este quinto aniversario de la LAIP, es importante reconocer los beneficios que ha tenido el país por el acceso a la información pública, pero indiscutiblemente hay grandes retos y desafíos. En el corto plazo, se vuelven necesarias reformas para fortalecer la ley, así como tener presente que en febrero de 2017 deberán asumir el cargo dos nuevos comisionados del IAIP, quienes tienen que ser idóneos e independientes. Debemos velar porque el principio de máxima publicidad que rige a la LAIP sea una realidad y porque no haya retrocesos; así como denunciar la opacidad, que es propicia para la corrupción.

Tags:

  • laip
  • informacion
  • transparencia
  • grupo promotor

Lee también

Comentarios