Lo más visto

Habría que ofrecerles a nuestros jóvenes los estímulos que necesitan para poder salir adelante en pleno

la suerte de los niños y de los jóvenes se hace presente y notoria desde los años iniciales de su formación y de su proyección.

Enlace copiado
La Prensa Gráfica

La Prensa Gráfica

Enlace copiado

Una de las expresiones más notorias de la contemporaneidad expandida por el mundo es la presencia emergente de la población como sujeto con presencia propia y con incidencia cada vez mayor en todos los temas y cuestiones referidos al convivir que se da en las respectivas sociedades. Ahora la gente ya no está, como antes, sumergida en una opacidad sin opciones de escape, y ni siquiera de mostrar lo que en ella se esconde. Los seres humanos de este tiempo nos hacemos sentir y oír cada día más, y eso pone a la luz las demandas, las aspiraciones y los problemas individuales y colectivos en una forma que apunta hacia formas de percepción y de tratamiento que antes eran inimaginables.

En tal estado de cosas, que se va abriendo espacio en este mundo del presente, en el que las aperturas y las transversalidades se manifiestan sin cesar, el fenómeno generacional va ganando creciente relieve. En el pasado, las generaciones establecidas manejaban el curso de la realidad y tenían a las nuevas generaciones en situación de control prácticamente absoluto; y eso ha evolucionado con gran rapidez en los días actuales, cuando las generaciones que surgen toman de inmediato un rol determinante no sólo en la conducción de su propio avance sino en el destino de todos los que nos hallamos en esta hora de la evolución.

El mismo concepto de juventud está evolucionando constantemente, y eso, que es un dato de características seguramente irreversibles, merece no sólo una atención mucho más efectiva que nunca sino un enfoque concreto que nos ponga a todos en línea con lo que ahora se abre paso sin cesar. La responsabilidad primaria en este plano consiste en propiciar, de manera clara e inequívoca, una serie de condiciones que les permitan a los jóvenes de hoy y de mañana ubicar sus metas, posibilitar sus desempeños personales y hacer fructificar sus correspondientes destinos. Hay aquí, pues, una tarea multigeneracional, de cuyos resultados depende, en gran medida, que la dinámica evolutiva se comporte como le corresponde.

Los jóvenes ejercen en estos días una creciente influencia sobre el acontecer colectivo en todos los ámbitos de la realidad, que presenta connotaciones en los más variados niveles, desde el local hasta el global. Esa incidencia no es un hecho circunstancial, sino que deriva de todo lo que caracteriza a los acaeceres del presente, lo cual está haciéndose sentir de modo constante, como lo comprueban los hechos que se multiplican en todas las direcciones de una cotidianidad que transita tanto por las vías de asfalto y polvo como por las redes sociales que ganan cada vez mayor protagonismo.

En otros tiempos, la suerte de los adultos que ya estaban ubicados en los diversos ámbitos del fenómeno real era lo que determinaba exclusivamente lo que estaba pasando o podía pasar en la sociedad; ahora, en contraste que no es ocultable, la suerte de los niños y de los jóvenes se hace presente y notoria desde los años iniciales de su formación y de su proyección, y en consecuencia atenderlos adecuadamente es esencial para el desenvolvimiento nacional en todos los órdenes.

La atención a la que nos referimos no sólo se limita a darles protección personal, a asegurarles espacios familiares convenientes y a proveerles servicios básicos de primera necesidad, sino que se extiende a abrirles opciones de futuro que pongan sus vidas en la línea del desarrollo personal y de la adecuada integración socioeconómica conforme a los criterios de la actualidad sucesiva.

Todo lo que venimos poniendo de relieve constituye una política de remodelación evolutiva a la que hay que sumarse según las necesidades y las perspectivas de cada sociedad, y en este caso definitivamente la nuestra.

Tags:

  • población
  • jóvenes
  • atención

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines