Lo más visto

Más de Opinión

Imperio de la deuda

Enlace copiado
Alberto del Cid - Director de Información del Sector Empresarial

Alberto del Cid - Director de Información del Sector Empresarial

Enlace copiado

China "coloniza los pequeños países prestándoles cantidades masivas de dinero que nunca podrán pagar en un intento por dominar países en el mundo". Los países morosos han sido presionados para entregar activos y territorio o permitir bases militares en sus tierras.

El país está acusado de apalancar préstamos masivos que mantiene sobre pequeños estados en todo el mundo para arrebatar activos e incrementar su presencia militar.

Ya hay ejemplos de países presionados para ceder el control de los activos o permitir bases militares en sus tierras. Algunos lo llaman "diplomacia de la trampa de la deuda" o "colonialismo de la deuda", que ofrece atractivos préstamos a países que no pueden pagar, y luego exige concesiones cuando fallan.

Sri Lanka brindó un excelente ejemplo. Debido a más de $1 billón en deudas con China, Sri Lanka entregó un puerto a compañías propiedad del gobierno chino en un contrato de arrendamiento de 99 años.

Autoridades exponen que Pekín fomentaba la "dependencia de países pobres mediante contratos dudosos, prácticas de préstamos predatorios y acuerdos corruptos que enlodan a las naciones en deuda y socavan su soberanía nacional".

Un informe del Centro para el Desarrollo Global ofrece una idea de la creciente deuda de China. Muestra cómo los préstamos para proyectos de infraestructura a países como Mongolia, Montenegro y Laos han dado como resultado millones o incluso miles de millones en deudas, que a menudo representan grandes porcentajes del PIB de los países. Los países participantes a menudo emprenden trabajos en carreteras y puertos con financiación parcial de China.

Más recientemente China se ha enfocado en el Pacífico, lo que provocó temores de que el país tenga la intención de apalancar la deuda para expandir su presencia militar en el Pacífico Sur.

En abril, China hizo que estas intenciones fueran más obvias: acercarse a Vanuatu para establecer una base militar y a El Salvador, ya que actualmente se tienen negociaciones de concesión de tierra y la optimización de un puerto en ocio de El Salvador.

Australia expresó su alarma ante esta medida, que efectivamente aumentaría la presencia militar china en una entrada clave a la costa este de Australia, informa The Times. Vanuatu es una nación que comprende de 80 pequeñas islas y que le debe a China 253 mil millones de dólares según ThinkTank.

Entre los proyectos financiados con este dinero se encontraba el muelle más grande del Pacífico Sur, considerado capaz de acomodar portaaviones. Todo esto conlleva grandes deudas y ya ha admitido que tiene problemas con los reembolsos.

El primer ministro de Tonga, Akilisi Pohiva, dijo recientemente que estaba preocupado de que Pekín se estaba preparando para confiscar bienes de su país, ya que se ha declarado imposibilitado de poder pagar la deuda. Esto instó a otras islas del Pacífico a sumarse a las voces pidiendo cancelaciones de préstamos. Y lo expresaron de esta forma: "Se ha convertido en un problema serio. Tenemos problemas de deuda".

China defendió sus prácticas crediticias, diciendo que eran "sinceras y desinteresadas", e insistió en que solo prestó a países que podrían pagar. Tonga es uno de una lista de países del Pacífico Sur que han contraído deudas en los últimos años.

Estimaciones hechas consideran que China ha inyectado casi 2 billones de dólares en los países del Pacífico desde 2006.

Tags:

  • China
  • préstamos
  • deuda
  • Pacífico
  • puerto

Lee también

Comentarios