Lo más visto

Más de Opinión

Inseguridad, principal problema de los salvadoreños en 2017

Experto en seguridad y criminologíaA pocas horas de finalizar el presente año, y muy temprano en el mes se comenzaron a presentar balances de gestión del gobierno y de diferentes organizaciones de la sociedad civil, cada informe se maximiza o desacredita dependiendo el sector que representa.
Enlace copiado
Ricardo Sosa / Experto en seguridad y criminología

Ricardo Sosa / Experto en seguridad y criminología

Enlace copiado

Por el gobierno existe un excesivo triunfalismo, se habla de logros y de éxito en el balance de seguridad pública y ciudadana; por las gremiales y asociaciones los reportes cambian y muestran otra cara. Pero los otros órganos del Estado se fueron de vacaciones con sus bonos y prestaciones de compras, y a disfrutar; incluso algunos fuera del país, sin rendir informes y sin resolver los problemas y hacer su trabajo dentro de los tiempos que les exigen las diferentes leyes.

La pregunta que me surge: ¿Y los ciudadanos y víctimas de la delincuencia, crimen e inseguridad quién les pregunta? La respuesta es práctica, nadie, continúan invisibles, sin voz, resistiendo, luchando no solo por cuidar su seguridad personal y de su grupo familiar, sino por buscar cómo darle de comer y suplir las necesidades básicas ya que el rubro de la economía (alto costo de la vida, falta de empleo, subempleo) es el segundo gran problema.

Con dos días pendientes de estadísticas puedo adelantar lo siguiente:

* El Salvador continuará siendo un país bajo epidemia de homicidios según los parámetros de la ONU con una tasa de 60.5-61.5 homicidios por cada 100,000 habitantes a pesar de la disminución en los mismos.

* Durante el año 2017 se puede registrar entre 3,950 y 4,000 muertes violentas.

* En cuanto a homicidios de jóvenes entre 15 y 29 años seremos uno en el mundo.

* La violencia contra la mujer se expresa con un incremento de feminicidios, y estaremos dentro de los tres países con mayor expresión de odio por violencia de género en el mundo.

* Los desaparecidos (privados de libertad) es el nuevo drama humano y que son personas funcionalmente muertas, aunque no legal, deberían afectar las cifras de homicidios.

* Las extorsiones continúan golpeando a las pymes, mediana y gran empresa, y siendo la principal fuente de financiamiento de las pandillas.

* Desplazamientos forzados internos de familias, y micro y pequeños empresarios.

A horas de cerrar el año e iniciar oficialmente la campaña política para diputados es indispensable y no puede haber más prórrogas para buscar acuerdos nacionales para el tema de la inseguridad, crimen y violencia. Llegará la celebración de la firma de Acuerdos de Paz y las guayaberas blancas y abrazos de todos los partidos políticos ganarán cámara, pero necesitan ponerse en el lugar de los desprotegidos y víctimas: los ciudadanos.

A la FAES, PNC, FGR, tanto a sus elementos operativos, administrativos y ejecutivos, muchas gracias por su esfuerzo y arriesgar sus vidas.

Es mi oración y deseo para 2018 que Dios tenga misericordia de nuestro amado país, y que consideremos que: Si EL SEÑOR no protege la Ciudad, protegerla con guardia no sirve para nada, Salmos 127:1.

Que Dios sane nuestra tierra, bendiga, guarde y prospere a nuestro amado país El Salvador. Entremos al nuevo año con FE y Esperanza en Dios; y como ciudadanos, a involucrarnos y participar, no seamos indiferentes.

Lee también

Comentarios