La nación se encuentra en una encrucijada sociopolítica y económica

Médico psiquiatra especialista en salud mentalCiertamente, El Salvador está en crisis de recursos de subsistencia desde hace mucho tiempo. El Estado y los diversos gobiernos, con algunas excepciones, no han logrado proveer a la población de lo necesario; aún los indicadores básicos tradicionales salud, educación y vivienda dignas distan mucho de la seguridad y el desarrollo sostenible.
Enlace copiado
Enlace copiado

Ilustra su comprensión:

Población niños ambos sexos 0 a 14 años un total de 1,636.715 (26.58 %)

Edad laboral temprana, ambos sexos 15 a 24 años de 1,262,748 (20.51 %)

Máxima, ambos sexos 25 a 54 años de 2,380,481 (38.66 %)

Madura, ambos sexos 55 a 64 años de 428,592 (6.96 %)

Avanzada, ambos sexos 65 y más años 448,174 (7.28 %)

Población total de 6,156.71. Fuente: INDEX MUNDI Julio/2017

Somos un país con una población joven e insuficiente cobertura en salud, educación, vivienda, trabajo y el respeto a sus derechos humanos; el MINED en 2013, la cobertura escolar, Inicial pública 3,850 y privada 4,043; parvulario pública 190,167 y privada 37,870; educación básica, pública 1,072,551 y privada 136,681; educación media pública 160,669 y privada 55,356.

El BID señala que El Salvador destina menos fondos al rubro social, y el gasto social es el 11 % del PIB; y el de Latinoamérica es 15 %. Estadística y Censos afirma que el 40.6 % vive en la pobreza; y el Banco Mundial señala que la tasa de natalidad en 1960 fue de 47.38 % nacidos vivos por cada mil personas; en 2014, 32.45 % y 17.31 %.

Las migraciones, internas y externas, no se detendrán.

¿Por qué encrucijada? “Situación difícil comprometida en que hay varias posibilidades de actuación y no se sabe cuál de ellas escoger”.

La conocida Doctrina Monroe ha incidido en la región: “América para los americanos”. ¿Su filosofía beneficia a quién?

Dicha doctrina bien aplicada sería de invertir más en el desarrollo de la Región que un muro; así nuestra dignidad no sería atropellada por buscar alternativas de subsistencia.

El Estado debe estudiar la disparidad existente en cuanto a recursos disponibles y la población. Propongo actualizar e implementar una Política de Población armónica; reto para el futuro parlamento. Urge equilibrar el presupuesto de la Nación en función del Desarrollo. En los sectores público y privado la austeridad verdadera debe funcionar y cubrir prioritariamente a la población más vulnerable. La violencia actual nunca se controlará con más violencia. La población espera oír del gobernante una voz fuerte, realista, sincera y enfática ante la crítica realidad, pero comprometiéndose él como conductor del Estado con apoyo del sector privado solidario y sin distingos ideológicos avanzar en abordajes conjuntos para ir aliviando gradualmente la múltiple descomposición social, económica y política agravada por la corrupción generalizada.

Lee también

Comentarios

Newsletter