Lo más visto

La transparencia y el horizonte común

Así es mi paisito, el que tanto amo y quiero cambiar; nacido en San Miguel, en una familia que siempre me enseñó que la palabra y los valores son esenciales y te representan ante el mundo; eso y más me enseñaron mis padres que agradezco, porque por todo ello me convertí en el joven que soy ahora.

Enlace copiado
J. Luis Villatoro Coautor de “El país que viene”

J. Luis Villatoro Coautor de “El país que viene”

Enlace copiado

Todo lo anterior me ayudó a crear carácter, a defender en lo que creo y a estar siempre a favor de lo justo y lo bueno; soy fundador de un movimiento llamado TRACODA (Transparencia, Contraloría Social y Datos Abierto) ha sido una montaña rusa, una muy divertida, a la vez frustrante, desde respuestas de oficinas de Acceso a la Información Pública que rozan la estupidez y ofenden, hasta ver el resultado final y obtener la reacción de muchos jóvenes, ver cómo se empoderan, eso es al final del día lo que me hace levantarme y seguir construyendo país.

Transparencia Internacional dio a conocer los resultados del Índice de Percepción de la Corrupción para 2017, donde El Salvador, nuevamente y nada sorpresivo, es considerado más corrupto que en años anteriores; para que se den una idea, solamente estamos 3 puntos arriba de Sierra Leona, un país del continente africano que en toda su historia realiza los primeros debates electorales, donde Naciones Unidas está como observador, debido a los altos índices de corrupción.

Entonces, así es como estamos, parte de la culpa es de nosotros. Hemos dejado ya por mucho tiempo que la clase política haga lo que quiera, si nos acordamos bueno, si no, pues da igual. Es necesario crear, reformar, cambiar, modificar (y todos los sinónimos que se venga a la mente) la Ley de Función Pública, la Ley de Acceso a la Información Pública (LAIP), la Ley de Ética Gubernamental (LEG), la elección de funcionarios de segundo grado, si no lo hacemos seremos culpables de perpetuar un sistema que se ha caracterizado por la polarización que al final del día conlleva a la corrupción y la impunidad.

La situación en el país en temas de transparencia va caminando a paso lento pero seguro, como parte de TRACODA, soy testigo de los esfuerzos que se han realizado y que hemos realizado; sin embargo, es necesario que más jóvenes se incorporen y así construir un El Salvador con instituciones en las que podamos confiar. Finalmente hago un llamado a la juventud a que construyamos, pero una construcción real y no quejarse por redes sociales, sino a realizar un impacto, desde tu área de trabajo, por muy poco que sea, va a contar y la suma de todas esas acciones van a significar algo.

La transparencia es desde donde yo estoy aportando ese granito, que quizá por si solo no sea un gran impacto, pero estoy seguro de que significa algo, por algo debemos de comenzar y si nunca lo hacemos la situación no cambiará.

Como Luis Villatoro Villaherrera, estoy dispuesto a darlo todo por mi El Salvador, sé que hay muchos jóvenes que están interesados en cambiar la situación, en tener instituciones confiables, en funcionarios coherentes, esas son las metas para construir un gobierno transparente, coherente y respetuoso de la institucionalidad misma. Hagamos esa construcción juntos, construyamos para corregir, desaprendamos para cambiar y unámonos para exigir, exigir lo que es justo, correcto y necesario.

Lee también

Comentarios