Lo más visto

Limitaciones de la política económica

La política económica está constituida por las decisiones que toma el Estado para intervenir en la economía de un país y alcanzar unos objetivos.
Enlace copiado
Limitaciones de la política económica

Limitaciones de la política económica

Limitaciones de la política económica

Limitaciones de la política económica

Enlace copiado
Las funciones económicas del Estado se aplican aún en el mundo de hoy en el marco de la ortodoxia económica, es decir, desde la óptica del enfoque de la economía de la oferta o desde el enfoque de la economía de la demanda. Ambas han sido aplicadas con más o menos énfasis pero sin salirse de las mismas “recetas” aplicadas a lo largo del tiempo y no han resuelto los problemas económicos de los salvadoreños.

Desde la óptica de la ortodoxia económica de la oferta, las medidas de política económica están inspiradas en la confianza que el sistema de libre mercado y la iniciativa individual son la fuente del crecimiento económico, con la fuerte creencia que la regulación y la intervención del sector público en la economía pueden resultar perjudiciales. Se considera además que la reducción de los impuestos sobre beneficios empresariales es clave para impulsar el crecimiento económico, pues de esa manera se considera que esos recursos pueden ser destinados a la inversión privada. Entre otras medidas de similar importancia se promueve la idea de que las políticas de fomento de la competencia y de reducción de los subsidios son elementos eficaces para incentivar las capacidades productivas de un país. En ese sentido, las políticas de intervención que se fomentan desde esta visión es la inversión en capital humano, nuevas tecnologías y la infraestructura física, principalmente.

Mientas tanto los que apoyan el enfoque de la economía a través de las políticas de demanda consideran que el problema del crecimiento económico se debe a la falta de demanda y lo que hay que hacer es aumentarla. Para ello lanzan la idea que es preciso apoyar las políticas fiscales y monetarias expansivas. Las fiscales consisten en bajar los impuestos o aumentar el gasto público; lo que para una economía como la salvadoreña es casi imposible, por la creciente deuda pública del país. En síntesis, el principal postulado de este enfoque es que la demanda agregada, la sumatoria del gasto de los hogares, las empresas, el gobierno y el impulso de las exportaciones son el motor más importante de una economía y que la intervención del Estado mediante políticas públicas orientadas a lograr el pleno empleo y la estabilidad de precios puede guiar el crecimiento de la economía y reducir los impactos de las fluctuaciones económicas.

Ambos tipos de enfoques han sido insuficientes para superar el bajo crecimiento en el país y limitan la política económica tradicional que se ha aplicado en los países del primer mundo y en los países pobres como el nuestro.

La política económica vigente, que no es más que una mezcla de las ortodoxias económicas prevalecientes, no ha superado la crisis económica salvadoreña, por lo que se requiere de una nueva política económica para un nuevo país, rescatando de vuelta la discusión sobre la naturaleza y alcance de los modelos de desarrollo apropiados para un país como el nuestro. Las insatisfacciones de amplios sectores sociales nos arrojan un saldo negativo en términos de desarrollo. Por lo que se vuelve urgente la aplicación de una nueva política económica estructural que retome los aportes de las teorías heterodoxas en el marco de la teoría del desarrollo. La ruta es avanzar hacia la transformación de la estructura productiva y de la ocupación, en donde ese horizonte contemple además la transformación social. Es imperioso iniciar la política económica centrada en las reformas estructurales que resguarde la vida y el bien común de las presentes y futuras generaciones.

Tags:

  • regulacion
  • desarrollo
  • libre mercado
  • subsidios

Lee también

Comentarios