Lo más visto

Lo importante no es ganar, sino servir

Los resultados de las elecciones están a la vista. ARENA no solo ha ganado, sino ha ganado contundentemente, lo cual ha llenado de optimismo a la mayoría de salvadoreños, pues este solo hecho confirma que el pueblo salvadoreño es un pueblo que ama la democracia y que reconoce que lo mejor que puede ocurrir, para que esta permanezca saludable, es que exista alternancia en el gobierno; de forma que ningún partido político piense que puede hacer lo que quiera y no esperar costos políticos en el futuro.

Enlace copiado
Enlace copiado

De manera que El Salvador de antes del 4 de marzo de 2018 no es el mismo El Salvador de después de esta fecha y los inversionistas lo han realizado, luego saben que pueden apostar a que exista estabilidad política en el largo plazo y por tanto invertir en proyectos importantes, que son los que generan los empleos de calidad que se necesitan, para que las familias puedan prosperar constantemente.

En resumen, los resultados preliminares reflejan que lo que ha ocurrido es que el pueblo salvadoreño castigó al FMLN, pues ARENA ha más o menos mantenido su caudal de votantes, pero el del FMLN se ha reducido sustancialmente.

Luego, los resultados demuestran que ARENA no tiene por qué sentirse triunfalista y más bien lo que tiene que hacer es darse cuenta de que lo que el pueblo le ha dado es la oportunidad de servirle de nuevo y lo cual representa un enorme compromiso; pues si quiere ganar las elecciones de presidente del próximo año, estos nuevos diputados y alcaldes electos tienen que realizar que hay que implementar acciones importantes y urgentes para que la mayoría de personas sienta un cambio positivo en su situación económica y social en este poco tiempo y vuelva a tener esperanza que la clase política puede cambiar y realizar acciones no solo que los beneficien a ellos y sus partidos políticos, sino a toda la población.

En cuanto al FMLN, su realidad es bastante dramática, pues lo que el pueblo salvadoreño le ha manifestado es que no está de acuerdo en la forma ineficiente que ha manejado el gobierno y que no se debe olvidar de las verdaderas necesidades del pueblo y ocupar el gobierno para buscar beneficios personales y partidarios, apoyando gobiernos extranjeros antidemocráticos, con los cuales la mayoría de salvadoreños no está de acuerdo.

El evangelio del próximo domingo nos recuerda que Jesús le dijo a Nicodemo: “el que obra el bien de acuerdo a la verdad, se acerca a la luz, para que se vea que sus obras están hechas según Dios” (Juan 3, 21).

El pueblo salvadoreño ha hablado a través de su voto y tiene la esperanza que el mensaje que ha querido darle a todos los partidos políticos se ha comprendido y que lo que anhela es un país donde las acciones de los políticos sean transparentes y rectamente intencionados para beneficio de las grandes mayorías y no solo de unos pocos y que se acuerden que lo importante no es ganar, sin importar los medios, sino el agradecer la oportunidad que se les da de contribuir para que todos los salvadoreños vivamos en un mejor país.

Lee también

Comentarios