Lo más visto

Más de Opinión

Marzo, Abril y Mayo, los preferidos por las frutas

Nuestro país siempre se ha caracterizado por sus excelentes y sabrosas frutas del trópico; desafortunadamente los estudios puestos en práctica por algunos agrónomos, se está perdiendo la sabrosura y dulzura de muchas frutas; lo que nos hace recordar que hace muchos años los agricultores que cultivaban sandías y melones en las vegas del río Lempa cosechaban esas frutas de primera calidad, muy grandes, que con cuatro eran suficientes para una carga de un caballo; el color y la dulzura eran tan sabrosos que hasta se chupaba la cáscara y para garantía del cliente le perforaban una parte para demostrar la calidad; en cambio con los adelantos modernos, han perdido el tamaño, color y dulzura; hoy en día, partir una sandía da tristeza, el color pálido y el sabor deja mucho que desear.
Enlace copiado
Enlace copiado
Con perdón de los mexicanos, sus aguacates dejan mucho que desear, el tamaño, el sabor y lo incómodo al partirlos, si queremos un “guacamole”, en un plato corriente, tenemos que partir tres o cuatro; en cambio con el nuestro, uno o dos son suficientes; eran tan abundantes las cosechas de antaño, que el ganado vacuno y los perros los comían sin medida, por tal razón les llamaban perros aguacateros, pero todo ha quedado en la historia, pues en estos tiempos los deseamos y nos hacemos a los mexicanos. Los jocotes y los mangos siempre ocupan su puesto en sabrosura y abundancia; otros frutos que han mantenido en abundancia y dulzura son las piñas; los matasanos, casi han desaparecido, los pepetos y quijinicuiles; los marañones siempre se conservan, los zapotes son sabrosos, las naranjas hay mucha variedad, las papayas además de sabrosas son medicinales para el sistema digestivo, hay tantas frutas que recordar, que los estimados lectores agregarán.

[email protected]
 

Tags:

  • tropico
  • Lempa
  • frutas
  • agricultores

Lee también

Comentarios