Lo más visto

Más de Opinión

Otro plumazo al gran Centro Histórico de San Salvador

El arzobispo de San Salvador ha pedido que nadie salga a la calle y que se celebre la semana en casa.

Enlace copiado
Héctor Mauricio Arce Gutiérrez

Héctor Mauricio Arce Gutiérrez

Enlace copiado

Desde siempre se ha conmemorado la Semana Santa en todo el país siguiendo las liturgias de la Iglesia Católica; en este año el arzobispo de San Salvador ha pedido que nadie salga a la calle y que se celebre la semana en casa por los riesgos que trae el coronavirus y otros males que podamos padecer. No habrá, pues, Procesión del Silencio ni Santo Entierro. Roguemos al Creador de Todo que nada pase y menos un terremoto como el que ocurrió en 1854 destruyendo San Salvador y con lesiones el arzobispo Viteri y Ungo, ocurrió el Domingo de Resurrección.

1. Todo el recorrido que haremos va de oriente a poniente. A media cuadra del conocido Triángulo de los Accidentes estaba el local de la Asociación de Comerciantes en pequeño del que era abogado el Dr. Nicolás Rogerio Melara, hombre infatigable en sus labores. A continuación el Comedor "Frijolitos Carlota" (nombre que lleva mi hija mejor Carlota que estudió en la Academia Británica) que cerraba casi en la madrugada y los comensales decían que con esos frijolitos se les quitaba la "goma". En la esquina el Bar El Paraíso y luego a la izquierda estaba el mercado de flores "Emporium", hoy Súper Selectos. Al frente oficinas del señor Meléndez descendientes de don Rafael Meléndez con quien se inició el Ingenio El Ángel.

2. Sigue LPG y al lado izquierdo la Ferretería La Palma de don Rafael Schutz y al mismo lado el almacén de juguetes de niños "Avelenda" y el Cine Deluxe, después Barbería que decía la gente que era para los de a pie y esquina opuesta la Cruz Roja allá por 1961, casi enfrente la Imprenta del Dr. Guillermo Manuel Ungo en donde sin ningún costo imprimieron en 1966 mi Título de Dr. en Jurisprudencia que me confirió la Universidad de El Salvador. Sigue oficinas de los Sres. Dalton de las básculas Dalton. El edificio donde estaba el Salón Mayo, en cuyos locales tuvo su bufete el Dr. Francisco Arrieta Gallegos, al lado izquierdo la casa del Dr. Ungo mencionado y su familia. Esquina opuesta el predio donde exhibían los camiones "Magirus" de cuya empresa fui abogado para "pleitos" según decía don Gerardo Goerke.

3. Las oficinas de don Mauricio Meardi y el Centro Social Universitario y a su administrador le decíamos los estudiantes "Mr. Ike" por su parecido con un presidente del país del norte. A la derecha el Edificio de Valores Consolidados representado por el Ing. Bellegarigue y la hermosa finca de la familia Dueñas. Sigue Muebles Sandra del señor Gil cuya hija Sandra fue compañera en la Británica de mi hija Mercedes Arce. Vecina la abogada Dra. Consuelo Ramírez Cuadra y sigue la Gasolinera y Taller de reparaciones de don Baltazar Portillo con el famoso rinoceronte grande que todavía está. En la siguiente cuadra y a la izquierda la residencia del Dr. Arturo A. Castrillo; su esposa, doña Nena Hidalgo; y sus hijos, entre ellos mi buen amigo Arturo Castrillo, embajador que fue en el Tribunal de La Haya muchos años.

4. Al norte de dicha residencia la Universidad "Masferrer" y vecino del Dr. Castrillo edificio de don Gino Giammattei, padre del famoso cardiólogo Dr. Carlos Giammattei, compañero de mi otra hija María Guadalupe Arce en la Británica. Esquina opuesta había una gasolinera hoy la Universidad Modular Abierta y al frente parte del Colegio La Asunción. Continuará otra columna siempre en LPG.

Tags:

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines