Loading...

Lo más visto

Más de Opinión

¿Para qué luchar?

En un país de locos, el cuerdo es insensato y resulta peligroso hasta escucharlo; y en un país gobernado por sinvergüenzas, hablar de libertad y de honradez es un delito.

Enlace copiado
¿Para qué luchar?

¿Para qué luchar?

Enlace copiado
Audio

¿Para qué luchar?

¿Para qué luchar, en un país desmemoriado y acostumbrado desde hace mucho a odiar por envidias, por lo que tiene el prójimo? ¿Por qué comprometer hasta la vida, en una tierra indolente, que aplaude al corrupto, porque se es fanático y se prefiere seguir insistiendo en el error de apoyar al déspota, simplemente porque se votó por él? ¿Por qué oponerse a un sistema todopoderoso, que tiene ya en la nómina a los canallas que se han vendido por dinero o miedo y que se autoproclaman jueces, magistrados o fiscales, pero que son cómplices del régimen, mientras continúan preparando leyes espurias con el único propósito de perseguir a quienes se oponen al tirano?

En un país de locos, el cuerdo es insensato y resulta peligroso hasta escucharlo; y en un país gobernado por sinvergüenzas, hablar de libertad y de honradez es un delito. Entonces, ¿por qué seguir elevando una bandera que tiene escrito "Dios, Unión Libertad"? cuando la policía, el Ejército y sus amos en el gobierno, no creen en la trascendencia de lo divino, llaman al odio y a la desunión, y han esclavizado al Pueblo, con su aparente beneplácito.

¡Pues porque es lo correcto! Y porque si no lo hacemos, seremos iguales que aquellos a quienes señalamos.

Desde que la humanidad existe, ha habido dos tipos de humanos: los corruptos que venden su alma por comodidad o por dinero, y los que se oponen a lo ruin y a lo perverso; y que al fin y al cabo, hacen la diferencia. A esa estirpe aspiramos pertenecer, al grupo de los quijotes de todo el mundo, que luchan contra molinos, porque íntimamente saben que son gigantes; y le recuerdan a los demás que "la libertad, Sancho, es uno de los más preciosos dones que a los hombres ha dado el cielo... y que por ella, así como por la honra, se puede y se debe aventurar hasta la vida".

Eso es algo que no pueden entender los que viven en la mezquindad, porque igual que ellos, piensan que quienes les combaten, lo hacen por la paga o por bajezas semejantes; ya que no pueden elevar la vista al cielo, puesto que acostumbrados a lo oscuro, se quemarían los ojos delante de la suprema claridad.

Así es hoy nuestra patria, un antro de podredumbre donde gobiernan las gorgonas y los cíclopes; pero también es tierra de héroes y próceres, que un día llamaron a la independencia, dando el primer grito desde la iglesia de la Merced en 1811 y que luego se enfrentaron a tiranos y potencias extranjeras, cuando estas quisieron invadirnos; y fue además, el epicentro de guerras y de reconciliación entre hermanos, cuando hace 30 años se firmaron los "Acuerdos de Paz" que nos permitieron vivir en armonía.

El Salvador no es único en el mundo; y como muchos otros sitios, hoy nos toca a nosotros enfrentarnos contra las fuerzas tenebrosas que corrompen a los débiles y a quienes no tengan claros sus principios. Hoy nos toca denunciar, casi desde la clandestinidad (porque aquí hablar de la libertad parece estar prohibido) a los poderosos del momento, que han viciado su entorno con el hedor profundo de la avaricia, la gula y la lujuria; y que buscan perpetuarse en el Poder, para no dar cuenta a la ley de su podredumbre.

Hoy nos toca luchar casi sin fuerza, pero seguros que al final el bien triunfará, como siempre ha sido; recordando cómo hace dos mil años, después de que muchos crucificaron al Cristo, hubo dos hombres, uno que desde la cárcel esperaba la muerte por sus creencias, llamado Pablo; y otro, arropado por toda la gloria humana, que desde Roma corrompía al Estado, llamado Nerón; pero que después de veinte siglos, seguimos usando esos dos nombres, el primero, para nombrar a nuestros hijos, en tanto damos a los perros el nombre del segundo.

Gran lección para los Calígula y "nerones" del siglo XXI, que hoy se sienten acuerpados por la guardia pretoriana y viajan en aviones privados para visitar a otros dictadores, en tanto mantienen presos a sus opositores. Pero pronto, más pronto de lo que estos déspotas esperan, la luz romperá las cadenas de la opresión en nuestra patria.

Que Dios nos guarde a todos.

UN PÚBLICO INFORMADO
DECIDE MEJOR.
POR ESO INFORMAR ES
UN SERVICIO DE PAÍS.
APOYA A LOS CIUDADANOS QUE 
CREEN EN LA DEMOCRACIA
Y HAGAMOS PAÍS.

Hacemos periodismo desde hace 107 años. Y ahora, como en otros periodos de la historia de El Salvador, el periodismo es fundamental para que la opinión pública se fortalezca.

HAZTE MIEMBRO Y DISFRUTA DE BENEFICIOS EXCLUSIVOS

Hágase miembro ahora

Tags:

  • luchar
  • libertad
  • tirano
  • Nerón

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines