Lo más visto

¿Puede Sánchez Cerén hacer lo que hizo Cristiani?

“Si el presidente Sánchez Cerén toma la iniciativa de iniciar un proceso de despolarización del país, tiene la fuerza para mover a la sociedad en ese rumbo. El expresidente Cristiani tomó una iniciativa más osada y pasó a la historia como grande. Sánchez Cerén si quiere, puede, ¿será que se anima a tratar de dejar ese legado?”
Enlace copiado
¿Puede Sánchez Cerén hacer lo que hizo Cristiani?

¿Puede Sánchez Cerén hacer lo que hizo Cristiani?

¿Puede Sánchez Cerén hacer lo que hizo Cristiani?

¿Puede Sánchez Cerén hacer lo que hizo Cristiani?

Enlace copiado
En su discurso de Investidura como presidente, Alfredo Cristiani prometió que lograría la paz en una guerra que ya llevaba para entonces casi 10 años, su ofrecimiento extrañó a muchos pero ilusionó a todos o a casi, sus intenciones eran sinceras y de inmediato según testimonio del Dr. David Escobar Galindo fue llamado por Cristiani para que lo asesorara en el proceso de diálogo y de conseguir la paz escogiendo personas, diseñando metodologías, identificando obstáculos, imponiéndose metas. Para esos días Cristiani también había solicitado ayuda al padre Ignacio Ellacuría, una voz muy respetada que se oía muy fuerte en la izquierda y en parte de la derecha y sin duda una mente brillante. Pronto comenzaron contactos con la ONU, gobiernos amigos y líderes de la guerrilla para explorar la avenida hacia la paz. Ya se habían dado iniciativas para iniciar un proceso de diálogo que no fructificaron como la de La Palma con el presidente Duarte y algunas otras fuera del país.

Qué hubiera sucedido si el presidente Cristiani desde su posición única no inicia con verdadero deseo un diálogo que nos llevara a la paz. Seguramente hubiera bajado la intensidad de la guerra durante algún tiempo, cayó el muro de Berlín, se desintegró la URSS, la ayuda externa para el FMLN y su fuerza diplomática hubieran mermado, probablemente los Estados Unidos hubieran seguido apoyando al ejército y al gobierno salvadoreño puesto que aquí se trazó la línea de la guerra fría en Latinoamérica, pero la guerra continuaría y más temprano que tarde disminuiría su intensidad, quedaría algún tipo de comandos urbanos y guerrillas tipo Morazán a quienes el ejército controlaría pero no aplastaría, porque los Estados Unidos desarrollaron el concepto de sacar al ejército de la política, lo que habían apoyado por décadas. Al final no hubiera sucedido nada relevante.

Qué pasaría si emulando esa iniciativa y esa voluntad sincera fuera tomada por el presidente Sánchez Cerén para ser el paladín y el iniciador de la despolarización de la sociedad que es una guerra de otra naturaleza, pero produce efectos similares y nos lleva camino al fracaso.

Retomo las palabras de Tono Morales Carbonell en la Comisión de articulación del CNSCC, las cuales suscribo en su totalidad: “CON LA POLARIZACIÓN ACTUAL EL PAÍS NO ES VIABLE”.

Probablemente la mayoría de la población al final piensa eso y está hastiada de esta polarización que no conduce a nada pero una buena parte vive de ella, los políticos que inyectan odio hacia el contrario como manera de tener adeptos, todos los que viven de eso ya sea en cuadro de partidos, en empleos conseguidos de favores o simplemente por hígado y herencia de muchos años tienen un odio irracional contra lo que llaman la derecha sin precisar, sin que esta sea un cuerpo identificable, es más bien una figura, un concepto ideológico. Por otro lado, la gente que no comulga con las ideas totalitarias ni con la izquierda comunista que según los números es más que la que simpatiza, si bien no tienen el odio tan acendrado contra los del otro lado pero sin duda hay mucho rechazo, intolerancia, desconfianza de un lado y de otro. Debemos comprender que solo juntos podemos salir y eso solo puede iniciarse con fuerza desde arriba. Por eso ¿podrá hacerlo el presidente Sánchez Cerén? Si se lo propone tiene la fuerza para lograrlo, no sabemos si realmente quiere y si la cúpula del partido la que parece tener gran ascendencia sobre él está de acuerdo y se lo permitiría.

Pero sin duda si lo hace sería el equivalente histórico de lograr para la sociedad paz en una guerra tan diferente que estamos viviendo y que nos ahoga.

¿Se anima, presidente?

Tags:

  • sanchez ceren
  • acuerdos de paz
  • cristiani
  • polarizacion

Lee también

Comentarios