Lo más visto

Más de Opinión

Suicidios en adolescentes: crisis mental nacional

La muerte de un hijo/hija es para los padres la peor pesadilla, todavía aún peor, cuando esta muerte es auto-infligida. Esta desgracia se ha vuelto cada día más común en nuestros jóvenes. Una muerte en sí es demasiado. Muchas pérdidas es una tragedia.

Enlace copiado
Nelson L. Turcios

Nelson L. Turcios

Enlace copiado

En los últimos 3 años, por lo menos 1,400 preadolescentes y adolescentes de 10 a 19 años fallecieron por suicidio. Probablemente, estas cifras son más altas, porque la mayoría de intentos suicidas y muertes por suicidio, especialmente entre jóvenes, se convierte en secretos familiares y no es reportada a las autoridades, ni cubierta por las noticias.

He omitido detalles de esos suicidios cómo y dónde ocurrieron, porque estudios han demostrado que tal irresponsable información puede precipitar suicidios en otras personas con pensamientos suicidas.

Si otra condición fatal o potencialmente fatal hubiera surgido, la alarma periodística resultante seguramente habría iniciado una búsqueda frenética de su causa, tratamiento y prevención; pero los suicidios no se investigan para explorar maneras de proteger a otras personas de destino similar.

Hablar de suicidio ha sido considerado tabú. No se puede luchar contra el suicidio sin hablar de ello. Indudablemente, existe crisis de salud mental detrás del terrible número de suicidios de adolescentes. Estos jóvenes reportan sentirse solos, vacíos, desesperados y sin esperanzas. Para ellos, hoy es como ayer, un mundo sin mañana.

Los adolescentes siempre buscan estímulos y sus reacciones emocionales son por naturaleza urgentes y muchas veces debilitantes. Los adolescentes pueden sentirse incapaces de darse cuenta de que ellos pueden solucionar sus problemas y mejorar sus vidas –y que el suicidio no es una solución a situaciones transitorias. Los problemas van y vienen; pero, desaparecen.

Aunque no existen pruebas específicas para identificar personas suicidas, existen factores de riesgo. Estos factores no causan suicidios; pero, hacen a algunos adolescentes más vulnerables que otros para intentar suicidio:

• Depresión, ansiedad o previo intento de suicidio.

• Historia familiar de suicidio.

• Enfermedad personal crónica o debilitante.

• Uso excesivo de redes sociales y/o alcohol.

• Antecedentes de cualquier forma de abuso físico o sexual.

• Estrés psicosocial (conflictos con los padres o amistad cercana, pérdida de miembro de la familia por muerte o separación/divorcio, dificultades escolares, aislamiento social o acoso escolar).

• Problemas de orientación sexual.

La depresión es una enfermedad mental común en adolescentes. Casi 1 de cada 3 hembras y 1 de cada 5 varones entre 10 y 19 años de edad sufren de depresión. Probablemente, estas cifras son mayores en nuestro país dada la agobiante pobreza, rampante violencia y estrés crónico (frecuentemente agudizado en época navideña) que vive nuestra población. Indudablemente, el factor más influyente en ese periodo crítico de crecimiento mental, emocional y social es el ambiente inmediato en el cual los adolescentes se desarrollan.

Los adolescentes frecuentemente ocultan sufrimiento interno lo que puede impulsivamente escalar a intentos suicidas. Las adolescentes son más impulsivas y visualizan situaciones personales en blanco y negro, lo que puede predisponerlas a mayor ideación suicida que a ellos. Tal ideación para terminar con la vida frecuentemente resulta de deseos de escapar de una situación que les parece imposible de manejar.

Los adolescentes que sufren de ideación suicida deben ser identificados y tratados antes de que inicien cualquier planificación real. El intento suicida es un evento críticamente peligroso. Por cada persona que intenta o completa suicidio, muchos más sufren de ideación suicida. Lamentablemente, la mayoría de estos intentos no son reportados debido al injustificado estigma. La atención a los problemas de salud mental de adolescentes debe integrarse con otros servicios de salud.

Tags:

  • suicidio
  • tabú
  • adolescentes
  • factores de riesgo

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines