Tres meses antes del Acuerdo de Paz...

El 16 de octubre de 1991, es decir, tres meses antes de ser firmado, el 16 de enero de 1992, el Acuerdo de Paz, en la columna “El lector expone” de LA PRENSA GRÁFICA a este ciudadano cuscatleco le fue publicado el comentario titulado “El undécimo mandamiento”.
Enlace copiado
Enlace copiado
Copio, aunque hoy resumido por razones de espacio, ese comentario:

“Pregonamos que somos de una hermosa cultura y tradición cristiana, que tenemos una religión universal y apostólica, pero no amamos universalmente con la vehemencia de los apóstoles.

¿Qué alberga el corazón de la mayoría de salvadoreños en estos tiempos? Resentimiento, inseguridad, codicia y muchos antivalores morales.

La solidaridad interpersonal ha desaparecido, el trabajador no se siente solidario con su empleador. El empleador no siente que la solidaridad con su trabajador es una obligación cristiana. Jóvenes adultos codician los deleites de una vida frívola, no se aman a sí mismos.

Líderes religiosos hablan y se vanaglorian de ser portadores del mensaje de Dios y no practican su amor.

Jesús de Nazareth, en su undécimo mandamiento, nos dejó maravilloso mensaje de paz y perdón y es el de que que os ameis unos a otros”.

El 16 de este mes de enero de 2016 se cumplirán 25 años de firmado el Acuerdo de Paz que estableció el cese de la guerra fratricida de los sangrientos 12 años. Todavía hay sobrevivientes de los firmantes.

¿En estos 25 años hemos aprendido a amarnos los salvadoreños? ¿O a respetarnos?

¿Hemos construido la paz? ¿Ya empezamos a cambiar o solo estamos haciendo “promesas” de principio de un nuevo año?

[email protected]

Tags:

  • acuerdos de paz
  • solidaridad
  • jesús
  • dios
  • paz

Lee también

Comentarios

Newsletter