¡Mujer, nunca es tarde!

El pasado 8 de marzo de este año se celebró el Día Internacional de la Mujer. Esta vez se evidenció en las redes sociales que las mujeres no querían felicitaciones, sino reivindicar sus derechos y obtener la igualdad de condiciones en la sociedad.
Enlace copiado
¡Mujer, nunca es tarde!

¡Mujer, nunca es tarde!

¡Mujer, nunca es tarde!

¡Mujer, nunca es tarde!

Enlace copiado
En 1952 se celebraron las primeras elecciones legislativas y municipales en las cuales hubo participación de la mujer salvadoreña. Los hombres salvadoreños tenían garantizado su derecho de voto desde la Constitución del año 1886. Una de las visionarias para los derechos políticos de las mujeres en El Salvador fue Prudencia Ayala, quien lanzó su candidatura a la presidencia en 1930, la cual le fue negada por el máximo tribunal nacional.

Hoy en día, la participación de las mujeres salvadoreñas en los gobiernos locales (período 2012-2015) revela que solo un 10.7 % de estos es liderado por mujeres como alcaldesas, en relación con las diputaciones, de 84 escaños solamente 23 los ocupan mujeres. ¿Cómo se podrían ver los temas de interés nacional desde la perspectiva de las mujeres, si estas no participan? Hoy la violencia hacia las mujeres está siendo cada vez más evidente y aparentemente nos quedamos solo en sacar estadísticas sin tomar acciones concretas.

En los espacios públicos, hombres son autores y víctimas de violencia, pero en los espacios privados o domésticos es más frecuente que los hombres sean autores de violencia, y las mujeres sus víctimas.

Los hombres no son “natural” o “biológicamente” más violentos que las mujeres, sino que son educados en una cultura que legitima la violencia masculina.

Pero esta no es la única forma de violencia que las mujeres enfrentan, como ellas suelen tener salarios bajos, el IVA pagado sobre los bienes básicos para la vida cotidiana tiene mayor peso en hogares con jefatura femenina ya que representa una proporción más grande del salario. Los países SICA (incluido El Salvador) han aprobado 23 convenciones o declaraciones internacionales relacionadas directamente o indirectamente con los principios de género. Cada uno de los países miembros dispone de mandatos para la igualdad y equidad de género en forma de una ley.

Sin embargo, el enfoque de género suele ser visibilizado en las políticas públicas de temas “clásicos” como educación, salud y economía; dejando dificultades para impulsar nuevos temas para la plena realización de igualdad de oportunidades de participación y decisión de mujeres.

La mujer enfrenta muchos retos y desafíos para obtener su autonomía económica, siendo así que el 34 % no recibe ningún tipo de ingreso en comparación con el 14.9% de los hombres que está en esa misma condición.

Por otro lado, el desempleo en las mujeres con más años de estudio es mayor que en aquellas con menos años de estudio.

Si lo queremos ver de otra manera, este es también un tipo de “violencia” que afecta a la sociedad en general; al hablar de género y energía, por ejemplo, las mujeres y los hombres tienen diferentes roles sociales y culturales, los cuales determinan sus necesidades y uso diferenciado de la energía.

En países de bajos ingresos, las mujeres y las niñas emplean entre ocho y 11 horas al día recogiendo leña y agua, cocinando y procesando productos agrícolas; mientras que los hombres dedican tan solo una o dos horas a la misma tarea.

Este 2015 he querido contribuir a la celebración del Día Internacional de la Mujer, nunca es tarde para hacerlo, ojalá que estas cifras ayuden a reflexionar y comprender que el papel de las mujeres en el desarrollo de nuestro país es fundamental y por lo tanto estamos obligados desde nuestra “trinchera” a hacer lo mejor posible para que sus derechos sean reivindicados de una vez por todas.

Tags:

  • sica
  • iva
  • mujeres
  • voto
  • diputadas
  • asamblea legislativa
  • enfoque de genero

Lee también

Comentarios

Newsletter