Lo más visto

Más de Revistas

Carta editorial

Es sorprendente lo mucho que pude cambiar el rumbo de la vida de una persona con la estimulación oportuna.
Enlace copiado
Carta editorial

Carta editorial

Carta editorial

Carta editorial

Enlace copiado
La lógica indica que no se obtienen resultados distintos si siempre se hace lo mismo. Acercar las oportunidades de construir un país más justo no pasa solo por las estrategias que persiguen resultados inmediatos de cara a elecciones. Los índices de violencia, dicho hasta el hartazgo, no se reducen solo con medidas que busquen castigar el delito. Hay que ofrecer oportunidades antes de que alguien piense en cometer el delito. Y en esto la música –el arte en general– tiene mucho que ver.

En esta edición el periodista Moisés Alvarado ha reunido información acerca de algunos de los nominados al Premio Nacional de Cultura, que este año se centra en la música popular. La categoría, tan amplia, abarca una serie de nichos en los que tienen cabida tanto la Orquesta de los Hermanos Flores como los integrantes de Yolocamba Ita.

Entre los criterios que tomará en cuenta el jurado para entregar el premio, que incluye un cheque por $5,000, está no solo la carrera de los nominados y su alcance, sino que también está el legado que hayan dejado al país, la semilla.

Es sorprendente lo mucho que pude cambiar el rumbo de la vida de una persona con la estimulación oportuna. Somos, como sociedad, responsables no solo de reconocer el gran valor que tiene el trabajo de nuestros artistas. También tenemos que ser responsables de utilizar esas carreras, ese trabajo, para estimular que más personas desarrollen su talento. Y en esto es que el premio todavía deja deudas.

Ganar el reconocimiento también debería implicar la difusión de la obra de quien gana. Y así, el verdadero regalo sería para la sociedad, esta tan necesitada siempre de íconos que nos demuestren que el éxito no es algo que dependa de la suerte o de la herencia genética; es necesario que nos quede claro que este es hijo de la práctica y la disciplina. Y qué mejor ejemplo que las carreras que estas personas han trazado en contra del histórico desprecio que como sociedad hemos mostrado a las artes. Su legado consiste en el valor de construir en medio de un ambiente tan dado a destruir.

Tags:

  • carta editorial
  • musica
  • arte
  • premio nacional de cultura

Lee también

Comentarios