Hidratación más allá del agua

Aunque el agua es el líquido por excelencia para hidratarse, hay momentos donde se vuelve insuficiente, debido a la falta de electrolitos en el cuerpo. Una sesión de ejercicio intensa puede producir que el cuerpo pierda no sólo agua, sino minerales esenciales. Este es el momento en el que no sólo debes consumir agua, sino también recurrir a otro tipo de hidratantes.
Enlace copiado
Enlace copiado
Una bebida hidratante es una mezcla de agua y de sales minerales. En el mercado, podrás encontrar las que contienen calorías y las que son bajas en éstas. “Los hidratantes con calorías se recomiendan cuando se realiza actividad física de alta intensidad y larga duración (más de 1.5 horas), también si el clima es caliente, debido a que aumenta la sudoración y así la demanda de electrolitos y agua”, asegura Ana Cristina Gutiérrez, asesora nutricional de Herbalife.

Pero en caso de que la actividad física sea de menor intensidad, con agua o un hidratante sin calorías puedes suplir las necesidades del cuerpo, agrega la experta. Si eres de las que no les gusta consumir agua sola, puedes ponerle algún saborizante como aloe para cambiarle el gusto al líquido.


Ingredientes adecuados


De acuerdo al Colegio Americano de Medicina del Deporte, las bebidas hidratantes para deportistas de alto rendimiento deben tener de 4-8% de carbohidratos, para ayudarle a reponer las pérdidas de glucógeno, 20-30 meq/L(miliequivalente por litro) de sodio y de 2-5 meq/L de potasio.

Otro detalle importante es que busques bebidas que te ofrezcan diferentes tipos de carbohidrato en la mezcla, para obtener una liberación de energía rápida y sostenida.  Y por supuesto, elige uno que disfrutes, porque el sabor te ayudará siempre a que puedas consumir la cantidad necesaria.

Eso sí, esto es una recomendación general, pero es importante que tu médico o nutricionista evalue tu condición física e intensidad del ejercicio que realizas. “Es decir, si haces 30 minutos de caminata y estás controlando tu peso, no sería recomendable elegir un hidratante con 4% de carbohidratos; en ese caso sería preferible uno sin calorías o bien agua”, agrega Ana Cristina Gutiérrez.

Por tanto, cuando elijas un hidratante, debes verificar si los ingredientes presentes y las cantidades de los nutrientes (carbohidratos, sales minerales, etc.) son mayores o menores para lo que necesitas reponer, de acuerdo a tu actividad física; que contenga electrolitos como sodio, potasio, magnesio y si es posible que sea fortificado con vitamina como la B1, vitamina B12.

Fuentes: Ana Cristina Gutiérrez, Asesora Nutricional de Herbalife; y American College of Sports Medicine.

Tags:

  • salud
  • hidratación
  • actividad física

Lee también

Comentarios

Newsletter