La diseñadora de "Sex and the City" cierra su legendaria boutique

Patricia Field se hizo famosa y recibió numerosos premios gracias a los llamativos conjuntos que diseñó para la serie de culto "Sex and the City". A sus 75 años ha decidido, sin embargo, cerrar su legendaria boutique en Manhattan.
Enlace copiado
Enlace copiado
"Fin de negocio", se lee en grandes letras rosas a lo ancho del escaparate. "Rebajas por cierre, 50% en todo". La diseñadora pone fin a su tienda después de medio siglo, coincidiendo prácticamente con su cumpleaños, que celebra mañana viernes.

"Sé que mis clientes estarán tristes, porque entran y me dicen que en todo el mundo no hay una tienda como ésta", declaró Field hace unos días al "New York Daily News". "Pero tengo que cuidarme y prestar atención a mi salud".

En la boutique de dos pisos sigue sonando por ahora música disco a todo volumen. Dos mujeres jóvenes observan una mesa cubierta de calcetines a rayas, de las perchas cuelgan faldas con lentejuelas, vestidos con estampados de estrellas en fuertes colores neón y bolsos con flecos y plumas.

"En los últimos días esto está siempre lleno", dice un vendedor vestido con una camiseta gris. "Todo el mundo quiere llevarse una oferta y nos dicen cuánto van a echar de menos la tienda". Los maniquíes con pelucas rojas distribuidas por la boutique se parecen a la propia Field.


En 1966, la diseñadora, famosa por su estilo alocado y colorido, fundó su primer negocio y tras dos mudanzas acabó en su emplazamiento definitivo en Bowery, rodeada de antiquísimas tiendas de equipamiento para restaurantes y bares.

Enfrente, en diagonal, tiene su local el diseñador John Varvatos, en el mismo edificio en el que con el legendario club "CBGB" se produjo la invención del punk. Field fue testigo de todo aquello. "Me divertí mucho con todo, pero estoy cansada. Mi negocio se ha vuelto tan grande. Quiero volver a tener vida social e ir a nadar todos los días".

Además de neoyorquinos y turistas, entre sus clientes hay muchos famosos. "Cuando Beyoncé era una adolescente y cantaba en Destiny's Child, venía siempre a la tienda con su madre". Otras clientas habituales de Field, nacida en 1941 en el barrio de Queens, son Debbie Harry, Miley Cyrus, Kelly Osbourne, Anne Hathaway, Avril Lavigne o Caitlyn Jenner.

Fue a través de su famosa clienta y amiga Sarah Jessica Parker que Field recibió el encargo que la haría famosa: el vestuario para la serie "Sex and the City".

Field convirtió a Parker, en su papel de Carrie Bradshaw, en un ícono de la moda, hizo famosos en todo el mundo a diseñadores como Oscar de la Renta y Manolo Blahnik y coronó su trabajo con numerosos premios como los Emmy. Más adelante fue la encargada del vestuario de otras series y películas y fue nominada al Oscar por su trabajo en "El diablo viste de Prada".


"Hago que la gente se vea guapa y feliz y tuve la suerte de poder hacer una carrera con eso", señala.

La diseñadora, que defiende públicamente su lesbianismo, quiere seguir en el mundo del cine y la televisión aunque cierre su tienda a finales de febrero. "Me gustaría hacer una película con un amigo. También he tenido muchas ofertas para escribir un libro, pero nunca tuve el tiempo. No me voy a quedar sin hacer nada, esa no es mi naturaleza".

Tags:

  • revista ella
  • sex and the city
  • patricia field
  • moda

Lee también

Comentarios

Newsletter