Lo más visto

Logra un perfecto "eye contouring" con los tips de estos expertos maquilladores

El eye contouring consiste en usar sombras de ojos claras y oscuras e iluminador para darle mayor definición al ojo, donde los tonos claros aportan luz; mientras que los oscuros, mayor profundidad.
Enlace copiado
La iluminación del lagrimal puede combinarse desde un maquillaje natural hasta un smokey eyes.

La iluminación del lagrimal puede combinarse desde un maquillaje natural hasta un smokey eyes. Ricardo Siliézar (Archivo revista Ella)

Enlace copiado

Aunque en teoría parezca un look algo arriesgado y complejo de replicar en el día a día, en la práctica, no lo es. Para empezar, se debe partir con el párpado, donde se aplica una sombra oscura y se enmarca la línea de las pestañas con un delineador de ojos o una sombra aún más oscura para crear un efecto ahumado, o smokey eyes. Una vez correctamente difuminado, se ilumina el ojo en la zona del lagrimal. Otra opción sencilla y práctica para el día a día, es recurrir solamente al iluminador o, en caso de no tener, también puede usarse una sombra blanca levemente metalizada, para aportar luz a la mirada en la zona interna de la ojera.

Foto: Pinterest

La maquilladora Wisa Correa explica que el iluminador del lagrimal abre la mirada, además de crear la ilusión de ampliar la distancia entre los ojos, por lo que es recomendable para casi todas las personas. "Como el iluminador es un recurso para destacar y en el maquillaje es más importante centrarnos en lo que queremos resaltar, el maquillaje de ojos iluminado resulta ser una muy buena opción para las personas ojerosas. En ese caso, es ideal comenzar por el lagrimal, e iluminarlo ampliamente".

Asegura Wisa Correa que la iluminación del lagrimal puede combinarse desde un maquillaje natural hasta un smokey eyes. "El detalle está en que siempre debe ir afuera del delineado del ojo y en caso de un smokey eyes se tiene que difuminar el iluminador o sombra clara con las sombras más oscuras", aconseja la maquilladora.

Foto: Pinterest

La maquilladora Javiera Villa recomienda que el tono del iluminador (existen en tonos fríos y cálidos) se escoja de acuerdo al tono de piel que se tenga. En caso de combinar este look con un maquillaje de ojos más complejo, con un tono frío, como el azul, por ejemplo, el iluminador más apropiado es uno con acabado más bien plateado o rosado satinado claro.

"Para iluminar el lagrimal, es fundamental mantener una buena higiene del ojo, ya que tiende a ser una zona húmeda, donde además se acumulan algunas partículas. De esta forma, se logra destacar la zona de manera pulcra", comenta Wisa Correa.

Foto: Archivo revista Ella

Tags:

  • Maquillaje
  • Truco
  • Tips
  • Tendencias

Lee también

Comentarios