Lo más visto

Más de Revistas

¿Puedes amar y temer a un hombre al mismo tiempo? Conoce el Gaslighting, la forma de manipulación más sutil

¿Puede ser un hombre tan encantador y, a la vez, manipular tu realidad de forma sutil para hacerte dudar de ti y sentirte culpable de todo? ¡Sí! Se llama Gaslighting y estas son sus características, de acuerdo a la psicóloga Dina Semsch.
Enlace copiado
Puedes amar y temer a un hombre al mismo tiempo? Conoce el Gaslighting, la forma de manipulación más sutil

Puedes amar y temer a un hombre al mismo tiempo? Conoce el Gaslighting, la forma de manipulación más sutil

Enlace copiado

Sutil pero peligrosa. Así es el Gaslighting, un tipo de manipulación frecuente en las relaciones tóxicas de pareja. La psicóloga Dina Semsch nos brinda algunas características de esta técnica que suelen utilizar algunos hombres, para que evites ser víctima de ello o le pongas un alto inmediatamente.

  • Es una forma de manipulación sutil que usualmente es ejercida por personas egocéntricas, narcisistas, con muy poca empatía. El objetivo de quien lo realiza es hacerse la vida más fácil, sin importar a costa de qué.
  • Suele ejercerse más de hombres hacia mujeres que viceversa, ya que se ve reforzado por el estereotipo social de que las mujeres somos exageradas, celosas, emocionales, débiles y por ende, en contaste búsqueda de protección y guía.
  • Quien lo ejerce, suele manipular la realidad, repitiendo el número suficiente de veces una mentira, hasta que se convierte en realidad para ti. 
  • No permite que existan opiniones que entren en desacuerdo con la suya, ya que inmediatamente recurren a acusaciones como “estás loca“, “eso no es así”, “es una mentira”, entre otros. 
  • Necesita que estés de acuerdo con su punto de vista y, para esto, suele invalidar tu realidad. 
  • Constantemente existe un cuestionamiento de las ideas o sentimientos que expones.
  • Te das cuenta de que has empezado a disculparte por todo y con todos, sintiéndote muy responsable y culpable por lo que pasa a tu alrededor.
  • Poco a poco vas teniendo más dificultades para tomar decisiones, aun sobre cosas cotidianas, ya que dudas de tus capacidades. Hace que te preguntes constantemente si eres suficientemente buena en todas las áreas de tu vida.
  • Ocultas información, como estrategia, para no tener que dar explicaciones.
  • Constantemente te cuestionas si tus sentimientos no son una “exageración”.

Tags:

  • Gaslighting
  • manipulación
  • Dina Semsch

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines