Lo más visto

Revistas  / septimosentido Séptimo Sentido

Un grupo de autoayuda

Pese a las amenazas, el miedo y el maltrato, hay mujeres que se atreven a denunciar a sus parejas. La denuncia, usualmente, llega después de años de violencia. En la Procuraduría General de la República hay un grupo de mujeres que se reúne para darse apoyo. Todas tienen algo en común: sus parejas o exparejas son abusadores.
Enlace copiado
Un grupo de autoayuda

Un grupo de autoayuda

Enlace copiado

Marina colocó el veneno dentro de unos vasos y los llenó de jugo. Las bebidas estaban preparadas para sus cuatro hijos y para ella. La puerta de su casa estaba abierta y una muchacha la observó. “Vos sos bonita y estás joven, ¿por qué le aguantás tanto a ese tipo?”, recuerda que le dijo la mujer.

Han pasado 19 años desde ese día y Marina no sabe quién fue la que llegó a su casa ese día. Ella solo dice que ese comentario fue suficiente para repensar la idea del suicidio. Le dio vuelta al contenido de los vasos y empezó a echar agua para que no quedara rastro del jugo mortal.

Marina creció en San Juan Nonualco y conoció a los 17 años a la pareja con la que convivió dos décadas. “No hubo noviazgo ni enamoramiento”, cuenta. “Un día mi mamá me dijo ‘vas a ir con él a San Salvador’. Y como todas le obedecíamos, me vine. Él me llevó a un mesón y ahí me tuvo. Y yo pensé que era normal que a ti te pegaran en la noche y que en el día estuvieran encima de ti”.

Lea el resto del contenido aquí

Lee también

Comentarios