Una noche en el Faro del Pacífico

Esta es una tradición que exige un intenso esfuerzo físico de principio a fin. Los peregrinos que deciden cumplirla recorren senderos escabrosos y escalan más de 1,900 metros de piedras sueltas de lava petrificada, para acampar en el cráter del volcán de Izalco. Este es uno de los agradecimientos por milagros recibidos más extremos de El Salvador.
Enlace copiado
Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Una noche en el Faro del Pacífico

Enlace copiado

Tags:

  • izalco
  • volcan
  • tradicion
  • acampar
  • agradecimiento

Lee también

Comentarios

Newsletter