Lo más visto

Cáncer de mama: la importancia de conocer su origen

El miércoles 19 se celebra el Día Mundial del Cáncer de Mama, una enfermedad que ataca a millones de mujeres a escala mundial. Conoce más sobre sus diferentes tipos.
Enlace copiado
Enlace copiado
El cáncer de mama es el más frecuente en las mujeres. La Organización Mundial de la Salud (OMS) indica en el perfil oncológico de El Salvador de 2014 que el 8.2 % de muertes relacionadas con cáncer fueron a consecuencia de cáncer de mama.

Las cifras solo son un parámetro sobre la importancia del llamado exhaustivo para el análisis continuo y seguimiento informativo respecto a los diversos tipos cáncer de mama. Para comprender un poco más sobre los diversos tipos, la ginecóloga, mastóloga y especialista en cáncer de mama Myrna Artiga explica que “los pacientes deben comprender que el cáncer del mama siempre será el mismo. Lo importante por conocer es que se origina desde diversos sectores de la mama”.

La mayoría de los cánceres de seno son carcinomas, un tipo de cáncer que comienza en las células que revisten los órganos y los tejidos.

Según datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC, por sus siglas en inglés), las mamas constan de tres partes principales: lobulillos, conductos y tejido conectivo. Los lobulillos son las glándulas que producen leche. Los conductos son los tubos que transportan la leche al pezón, y el tejido conectivo rodea y sostiene todas las partes de la mama. La mayoría de los cánceres de mama comienzan en los conductos o en los lobulillos.

“Los carcinomas ductales (de los conductos) representan aproximadamente el 95 % de todos los cánceres de mama, y los que se originan en los lobulillos, un 5 %”, expresó la especialista.

Asimismo, añadió que estos dos grupos de lesiones, nombradas de acuerdo con el sitio donde se originan, se clasifican en in situ o invasivas.

“Los carcinomas ductales o lobulillares in situ significan que las células malignas no han pasado del interior del ducto o del lobulillo, y por tanto no han atravesado la membrana basal. Y los carcinomas invasivos, por el contrario, son los que las células malignas han atravesado la membrana basal y han invadido tejidos vecinos, incluyendo vasos sanguíneos y linfáticos. Este tipo de carcinoma son los que pueden dar metástasis (cáncer a distancia, a otros órganos diferentes del lugar donde se originó la enfermedad)”, explicó Artiga.

Dado que el carcinoma ductal in situ (CDIS) y el carcinoma lobulillar in situ (CLIS) son los más comunes, estos son más fáciles de tratar en las primeras etapas. Casi todas las mujeres que son diagnosticadas con CDIS se pueden curar.

A su vez, es necesario que las pacientes conozcan que actualmente la mayoría de CDIS se detectan por microcalcificaciones vistas en las mamografías. Y respecto a los CLIS “casi siempre se encuentran accidentalmente al realizar biopsias indicadas por otras razones, ya que raramente presentan características clínicas especificas”, expresó la mastóloga.

Existe un tercer tipo de cáncer de seno poco común, que, según la American Cancer Society, se denomina “cáncer inflamatorio de seno” y representa aproximadamente del uno al tres por ciento de todos los cánceres de seno. Por lo general, no se presenta una sola protuberancia o tumor y puede causar un aspecto grueso en la piel del seno con hoyuelos.

“Estas clasificaciones permiten al médico conocer qué tipo de cáncer de mama tiene el paciente, y con ello instaurar un tratamiento adecuado, así como también da una idea del pronóstico y los porcentajes de vida de la lesión”, dijo.

De esta manera, la especialista recomendó siempre realizar año con año el examen de mamografía y un autoexamen que permita palpar la mama. Si la mujer encuentra algo inusual, deberá informar inmediatamente a su médico.

Tags:

  • cáncer de mama
  • mes del cáncer de mama
  • carcinomas
  • salud
  • dra. myrna artiga

Lee también

Comentarios