Lo más visto

Células madre y parálisis cerebral: eliminar la incertidumbre

Especialistas que realizan el reconocido tratamiento de células madres aseguran beneficios en parálisis cerebral en la mayoría de pacientes.
Enlace copiado
Enlace copiado
Mucho se habla del uso de células madre. Algunos especialistas están a favor y otros en contra, ¿las razones? son variadas. Sin embargo el uso de este tratamiento ha dado resultados alentadores en diversos casos, según comentaron los doctores Rodrigo Simán y Guillermo Galván Orlich, ambos de Med Center El Salvador.

Son cuantiosas las enfermedades que se pueden tratar con células madres. Según expresaron los especialistas, una de ellas es la parálisis cerebral, la cual se define como un trastorno que puede comprometer las funciones del cerebro y del sistema nervioso como el movimiento, el aprendizaje, la audición, la visión y el pensamiento.

En un estudio realizado en 100 pacientes con parálisis cerebral, por el 3 Med Health Institute Miami, brindado por los especialistas de Med Center, se expone que 70 % de los pacientes notó mejorías y hasta un 56.4 % pudo caminar sin ayuda, luego de recibir el tratamiento.

“Lo interesante es que el tratamiento con células madre también ayuda a en lo familiar. Pues el paciente sufre un problema que afecta la armonía en general. Sin embargo, al final del tratamiento cambia el conjunto”, expresó Galván.

El paciente con parálisis cerebral presenta síntomas como músculos tensos, articulaciones rígidas, debilidad muscular, temblores, pérdida de coordinación, convulsiones e incluso aumento de babeo.

“No se debe olvidar que el tratamiento de células madre para tratar la parálisis cerebral va de la mano de un neurólogo”, aclaró Galván, asegurando que es muy probable que la calidad del paciente mejore, aunque deba seguir con el tratamiento farmacológico.

Alertas

“Es importante que no se engañe al paciente, es decir que el médico tiene la obligación de explicarle que el tratamiento de células madre no cura”, enfatizó Galván Orlich.

La Food and Drug Administration (FDA) se preocupa por aquellos pacientes cuyas afecciones aún no tienen cura y que podrían caer en manos de inescrupulosos proveedores de este tipo de tratamientos que son ilegales y potencialmente dañinos para la salud. “Es necesario que el paciente que se vaya a realizar un tratamiento con células madre, este seguro que es aprobado por el Consejo Superior de Salud”, recalcó Simán.

Sin bien es cierto que el tratamiento con células madre está aún en estudio, ya se han dado pasos importantes, pues en diciembre de 2013 la Universidad de Texas, Centro de Ciencias de la Salud, (UTHealth) inició un estudio registrado y aprobado por la FDA, para comparar resultados en niños con daño cerebral por trauma, o por parálisis cerebral y tratados con células madre del cordón umbilical o de medula ósea. Y en el mismo año The Neurogen Brain and Spine Institute de India, registró un estudio sobre parálisis cerebral y células madre, que aún tiene los resultados pendientes.

Asimismo, se han realizado pequeños estudios con muestras diminutas como el caso de la “US National Library of Medicine National Institutes of Health”. Este dicta que 11 de 15 pacientes tuvieron una mejoría significativa al aplicarle células madre. Y tuvieron un buen grado de avance cognitivo, funcional, de la vejiga y del control del intestino.

Los especialistas de Med Center recalcaron que aunque los resultados son muy esperanzadores para la medicina, siempre será necesario que el tratamiento sea complementado por la estimulación física y cognitiva.

Proceso

El grado de compatibilidad entre el donante y el receptor es la clave para el éxito del trasplante y está directamente relacionado con la similitud genética. Se distinguen, por tanto, los siguientes tipos de trasplantes:

Autólogo: el donante es el propio individuo por lo que nunca hay rechazo.

Singénico: el donante es un gemelo idéntico. Tampoco existe rechazo porque tienen los mismo genes.

Alogénico: el donante es un miembro de la misma especie, pero genéticamente diferente. Puede ser o no familiar del receptor pero, debido a dicha diferencia, es necesario conseguir la mayor compatibilidad entre ambos para evitar el rechazo.

Los especialistas de Med Center utilizan el trasplante autólogo por medio del tejido adiposo, el cual procesan para activar las células madre, por lo que no existen posibilidades de que sea rechazado. Posteriormente este deberá ser inyectado al paciente. “El proceso puede durar hasta un día, sin embargo, es ambulatorio e indoloro”, manifestó Simán.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el gasto anual en el apoyo a las condiciones de vida de pacientes con parálisis cerebral solo en Estados Unidos es de $26,000 millones.

Tags:

  • células madre
  • dr. guillermo galván orlich
  • dr.rodrigo simán
  • salud
  • paralisis cerebral

Lee también

Comentarios