Etiquetado de los alimentos, no lo descuides

¿Tienes alergias o intolerancias? ¿Te importan las calorías? Antes de comprar lee la etiqueta.
Enlace copiado
Para que una  persona con alergias sepa si puede causarle alguna reacción el producto que está comprando, debe leer con atención los ingredientes con los que ha sido elaborado.

Para que una persona con alergias sepa si puede causarle alguna reacción el producto que está comprando, debe leer con atención los ingredientes con los que ha sido elaborado.

Etiquetado de los alimentos, no lo descuides

Etiquetado de los alimentos, no lo descuides

Enlace copiado
E l etiquetado de todos los productos que consumimos puede darnos pistas para evitar riesgos a nuestra salud y tomar buenas decisiones en nuestra alimentación.

La legislación de los alimentos exige cada vez más información y transparencia. De hecho, obliga a que tenga un tamaño mínimo de letra para favorecer la lectura.

¿Qué encontramos en la etiqueta? Entre los elementos que recoge la etiqueta se encuentran el nombre del alimento, la lista de ingredientes –ordenados de mayor a menor según su importancia en peso–, la cantidad neta del alimento, la fecha de caducidad, las condiciones especiales de conservación y preparación, la información nutricional y el nombre de la empresa con su dirección.

La responsable de Nutrición y Salud de Nestlé, Anabel Aragón, aseguró, en su colaboración semanal en El Bisturí, que lo más consultado es la fecha de consumo preferente junto con la información nutricional.

Dentro de este último apartado, los elementos a los que más importancia dan los compradores siguen el siguiente orden: “Las calorías –aunque no es lo más importante–, los azúcares, las grasas saturadas, los hidratos de carbono y la sal”.

En lo que menos se suelen fijar los compradores es en el país de origen y en el fabricante del producto.

Alergias e intolerancias

Para que una persona con alergias sepa si puede causarle alguna reacción el producto que está comprando, debe leer con atención la lista completa de los ingredientes con los que ha sido elaborado.

Según explicó la experta en nutrición, hay 14 que presentan mayor riesgo de causar alergias en la población. Los más comunes: leche, huevos, soja o pescado. No obstante, no hay que bajar la guardia porque hay muchas personas que son alérgicas a determinados alimentos que “no están recogidos en la lista de los más comunes”.

Siempre que el consumidor tenga dudas respecto a alguno de los ingredientes, debe resolverla “llamando al número de teléfono de servicio de atención al consumidor que normalmente está también incluido en el envase”.

Tags:

  • etiquetado
  • alimentos
  • decisiones
  • alimentación

Lee también

Comentarios

Newsletter