Lo más visto

Hipotiroidismo e Hipertiroidismo ¿Cuál es la diferencia?

La tiroides es una de las glándulas endocrinas que producen hormonas y que controlan el ritmo de muchas actividades del cuerpo. Pero ¿qué pasa cuando falla? Descúbrelo a continuación.
Enlace copiado
Hipotiroidismo e Hipertiroidismo ¿Cuál es la diferencia?

Hipotiroidismo e Hipertiroidismo ¿Cuál es la diferencia?

Hipotiroidismo e Hipertiroidismo ¿Cuál es la diferencia?

Hipotiroidismo e Hipertiroidismo ¿Cuál es la diferencia?

Enlace copiado
Los problemas de salud que se adjudican a las fallas de la glándula tiroides cada vez son más: el bocio (agrandamiento de la glándula), nódulos (bultos en la tiroides), tiroiditis (hinchazón de la tiroides), cáncer de tiroides y el hipertiroidismo e hipotiroidismo, que son los más comunes. Estos dos últimos suelen confundir a los pacientes, dado que ambos provienen de incongruencias respecto a la producción de la hormona tiroidea.

“La tiroides es la glándula que regula nuestro metabolismo; por lo tanto, si algo está mal en la producción de la hormona, gran parte del cuerpo ser verá descompensado”, explicó la médico internista del Hospital Nacional Zacamil, Carmen Melara de García.

Hipotiroidismo

Este peligroso cuadro clínico es consecuencia de una reducida actividad de la hormona tiroidea. Según la Universidad de Navarra, cuando una persona padece hipotiroidismo tiene una disminución global de la actividad orgánica que afecta las funciones metabólicas, neuronales, cardiocirculatorias y digestivas. Algunos síntomas son: cansancio, intolerancia al frío, apatía, piel seca, cabello seco y quebradizo, y aumento de peso.

“Cuando una persona padece de hipotiroidismo, los síntomas son menos notorios; sin embargo, siempre se torna importante estar atentos”, expresó la especialista.

Efe asegura que esta enfermedad es de ocho a diez veces más frecuente en la mujer, con una media de edad de sesenta años, aunque puede aparecer en cualquier sexo y edad.

El daño en la glándula pituitaria, demasiado o muy poco yodo en el cuerpo, medicamentos como la amiodarona, tratamientos radioactivos y la extracción por medio de cirugía de la glándula tiroides de forma completa o parcial, pueden ser algunas causas de este padecimiento, según informa la American Thyroid Association.

Las formas de prevenirla son escasas, sin embargo la internista comentó que esta enfermedad puede ser identificada desde el nacimiento con un tamizaje neonatal, el cual se realiza en los primeros siete días de nacimiento. Este examen consiste en un pequeño pinchón en el talón del menor, el cual permitirá detectar enfermedades metabólicas. En El Salvador, el tamizaje neonatal se realiza tanto en el sistema de salud público y privado.

Exceso de hormona tiroidea

“El hipertiroidismo se considera un poco más complicado; sin embargo, si se siguen las indicaciones pertinentes la persona podrá tener una excelente calidad de vida”, dijo la especialista.

Hablar de hipertiroidismo es sinónimo de niveles de producción de la hormona tiroidea muy elevados (contrario al hipotiroidismo). Según la Universidad de Navarra, el hipertiroidismo es más frecuente en mujeres entre 30 y 40 años y además es muy común que sea hereditario.

En el paciente que lo padece se puede notar con nerviosismo, irritabilidad, sudoración, palpitaciones, temblor de manos, pérdida de peso con buen apetito, ansiedad, dificultad para dormir, adelgazamiento, cabello fino y quebradizo, diarrea, debilidad muscular e incluso en los casos más difíciles se puede observar exoftalmia (ojos saltones).

Es importante que al notar cambios radicales en el cuerpo y que los síntomas antes mencionados coincidan con el malestar, las personas acudan a un centro de salud para ser examinados con prontitud.

Diagnóstico y tratamiento

Según la especialista, el diagnóstico se hace por medio de los exámenes de sangre T3, T4 y TSH. Si los niveles de hormona se ven aumentados o disminuidos en los exámenes, el especialista será quien brinde el diagnóstico pertinente. Además, según la internista, los especialistas palpan la zona del cuello para sentir si existen alteraciones graves en la zona (como crecimiento o bultos extraños).

“Al momento de ser diagnosticados es importante que el paciente siga al pie de la letra las recomendaciones de su médico y que por ningún motivo deje de consumir los medicamentos que se le han brindado”, expresó Melara de García, quien también añadió que en la mayoría de ocasiones se recetan tratamientos vía oral.

Tags:

  • hipertiroidismo
  • hipotiroidismo
  • consejos
  • medicina
  • especialistas
  • salud

Lee también

Comentarios