Mitos sobre píldoras y cremas con células madre

Recientemente conocí el testimonio de una paciente que invirtió cientos de dólares en varios productos cosméticos que prometían y aseguraban que dentro de sus “benéficos” podrían detener el envejecimiento, borrar arrugas de la piel, eliminar manchas y muchos otros milagros, ya que contenían células madre como principal componente. Desafortunadamente, para la paciente, luego de varios meses de utilizar dichos productos, no observó ninguno de los grandes beneficios que le habían augurado.
Enlace copiado
Enlace copiado
Su historia me ha motivado a escribir nuevamente sobre las píldoras y cremas con células madre, con el propósito de educar a los consumidores sobre los mitos de este tipo de productos y no dejarse engañar por el marketing que ellas promocionan. Analicemos las frases o promesas más comunes que nos publicitan estos productos:

-Detienen el envejecimiento. Falso. No existen células madre humana en cápsulas ni cremas, que serían las únicas con un poder regenerativo comprobado; además, las terapias con células madre requieren la intervención de especialistas.

-Curan enfermedades. Falso. Los tratamientos que se basan en células madre de origen vegetal o animal no han demostrado poseer ninguna utilidad en el tratamiento de enfermedades a diferencia de las células madre humanas. Da igual que sean cremas cosméticas o píldoras para ser ingeridas, cualquier producto que esté formado por células no humanas difícilmente puede tener un efecto curativo en las personas, debido principalmente a que existen muchas diferencias entre una célula madre vegetal o animal y una célula humana.

-Eliminan las arrugas y regeneran la piel del rostro. Falso. Por ejemplo, las muy publicitadas cremas cosméticas con células madre vegetales de manzana verde muy poco podrán hacer, ya que estas células no saben ni pueden construir piel humana. En el caso de que tuvieran esa propiedad, deberían crear un tipo de piel similar a la manzana, y luego con algo de imaginación preguntarnos: ¿quieres que tu piel sea verde? o ¿Te gustaría que crecieran manzanas en tu cara?

En resumen, la mayor parte de anuncios de cremas, pastillas y otros elementos fabricados con células madre son publicidad engañosa. Es más que seguro que no contengan células madre, y aunque las tuvieran no tendrán efectos beneficiosos regeneradores en el cuerpo humano.

Infórmese adecuadamente con verdaderos especialistas en células madre visitando la página www.elsalvadormedcenter.com, o contactándose a EL SALVADOR MED CENTER, 2263-0101 y 2263-0202.
 

Tags:

  • Dr. José Guillermo Galván Orlich
  • células madre
  • curas

Lee también

Comentarios

Newsletter