¿Qué es la hiperplasia prostática benigna (HPB)?

Su nombre deriva de una condición histológica relacionada con la hiperplasia de las glándulas del estroma prostático, que se hace identificable clínicamente cuando aparecen síntomas molestos del tracto urinario bajo.
Enlace copiado
Enlace copiado
La hiperplasia prostática benigna (HPB) es una enfermedad progresiva asociada a síntomas molestos del tracto urinario inferior como aumento de la frecuencia urinaria, urgencia, nocturna, chorro urinario caracterizado por disminución de su fuerza y por su intermitencia con sensación de vaciado incompleto de la vejiga.

La progresión de la enfermedad está dada por empeoramiento de los síntomas, deterioro de la tasa de flujo urinario, incremento del volumen prostático resultando en retención urinaria aguda y necesidad de cirugía tanto por retención urinaria como por insuficiencia renal e infecciones recurrentes (1).



Su nombre deriva de una condición histológica relacionada con la hiperplasia de las glándulas del estroma prostático, que se hace identificable clínicamente cuando aparecen síntomas molestos del tracto urinario bajo. El problema es una obstrucción del orificio de salida de la vejiga, como resultado de un gradiente de presión alterado entre el cuello de la vejiga y la uretra prostática, lo que conduce a la compresión de la uretra con cambios en el flujo urinario y deterioro de la vía urinaria superior acompañado de falla renal (1).

La obstrucción en el orificio de salida de la vejiga puede aparecer en hombres con HPB, agrandamiento prostático y síntomas del tracto urinario inferior, pero existen otras causas como la esclerosis primaria del cuello vesical o la constricción uretral (1).

Fisiopatología
Son tres los factores implicados en la fisiopatología de la enfermedad: La presencia de testosterona que se convierte en dihidrotestosterona (DHT) por acción de la 5 a – reductasa con potencial androgénico sobre la próstata; Las células estromales con receptores para testosterona que, en conjunto con las células epiteliales y los efectos androgénicos de la dihodrotestosrono , favorecen efectos mitógenos y producen factores de crecimiento; los factores de crecimiento que estimulan la proliferación celular, de inicio periuretral y luego hacia la periferia de la glándula, pertenecen a las familias del Factor de Crecimiento de Fibroblastos básico (FGF-B*), la familia de Factor de Crecimiento Transformador (T GF –a y b*) y los Factores de Crecimiento Epitelial (EGF*). Los dos primeros se hallan muy elevados y el último permanece en concentraciones normales en la HPB (2). El FGF-B, considerado el más importante es liberado por células mesenquimales embrionarias como resultado de un desequilibrio estrógeno/andrógeno, induce la proliferación de fibroblastos produciendo hiperplasia estromal nodular que es el inicio de la HPB.

De otra parte, el balance estroma/epitelio que mantiene la glándula sana es el resultado de un equilibrio en la producción de FGF-B y TGF-B, puesto que éste aumenta con la deprivación andrógenica y el FGF, EGF y TGF-a disminuyen, lo que desencadena inhibición celular (2).


Etapas del desarrollo de la HPB Prostatismo Congestivo.
Hipertrofia del músculo vesical (detrusor) con poca clínica.
Retención Crónica Incompleta: Aparición de divertículos vesicales, inicio del mal vaciamiento vesical (residuo).
Distensión Vesical Crónica.
Vejiga incompetente, se comporta como un globo que se llena de orina y cuando está lleno excreta por rebosamiento. La dificultad para la salida de la orina es mecánica (obstructiva), depende de la contracción del detrusor, la relajación del esfínter urinario y la modificación anatómica del cuello vesical en la micción.


Factores de riesgo para HPB
La determinación de cuáles pacientes tienen un riesgo incrementado de progresión de la HPB es la base para optimizar la terapia. Los factores de riesgo ligados a progresión son:
Edad
Volumen prostático.

Otros factores que predicen la progresión incluyen la reducción del flujo urinario, incremento en el puntaje de síntomas y aumento de las molestias que hacen buscar ayuda médica.

Epidemiología
La HPB es el tumor benigno más frecuente del varón. La mitad de los hombres con diagnóstico histológico tiene crecimiento prostático en el examen rectal. La edad de comienzo es la cuarta a quinta década de la vida, con un crecimiento marcado desde los 50 años.

Tags:

  • vejiga
  • protata
  • infecciones
  • renal
  • hpb

Lee también

Comentarios

Newsletter