Lo más visto

Más de Salud

Reanimación neonatal: nuevas formas de reducir riesgos

Las nuevas técnicas de reanimación neonatal están encaminadas a proporcionar calidad de vida a los recién nacidos. Esto ha permitido consolidar esfuerzos de pedíatras y neonatólogos. El vicepresidente de la Asociación Latinoamericana de Pediatría, Oswaldo Revelo, nos amplía.
Enlace copiado
Reanimación neonatal: nuevas formas de reducir riesgos

Reanimación neonatal: nuevas formas de reducir riesgos

Enlace copiado

El gremio médico celebró, del pasado 3 al 6 de octubre, el XXVIII Congreso Nacional de Pediatría y XVI Congreso Nacional de Neonatología denominado “El Pediatra del Siglo XXI”, un espacio para intercambiar opiniones de índole científico profesional, políticas de salud y conductas sociales que impactan sobre la salud de la niñez salvadoreña.

En el encuentro, Oswaldo Revelo Castro, pediatra neonatólogo y vicepresidente de la Asociación Latinoamericana de Pediatría, conversó sobre los nuevos cambios en las técnicas de reanimación neonatal, específicamente la asociada a la asfixia perinatal, que se produce cuando el recién nacido no respira al nacer, tiene una respiración irregular, jadeante o con pausas durante la misma.

 Antes se les enseñaba (al personal médico) que a todos los bebés se les ponía oxígeno. Ahora ya no. Ese es un cambio muy importante porque se evitan complicaciones”. 
Oswaldo Revelo Castro, pedíatra neonatólogo y vicepresidente de la Asociación Latinoamericana de Pediatría.

La reanimación neonatal es un conjunto de procedimientos y protocolos que se establecen por medio de un flujograma de atención para que los bebés de manera segura y efectiva vuelvan a respirar. Las nuevas directrices pertenecen al programa de Reanimación Neonatal creado por la Academia Americana de Pediatría.

“Hay cambios importantes; por ejemplo, ahora ya no usamos oxígeno indiscriminadamente, es decir que cuando un bebé nace y necesita reanimación, la mayoría se hace sin oxígeno”, explicó Revelo.

Según el especialista, si un bebé prematuro recibe 100 % de oxígeno, este le puede causar un daño pulmonar, dado que el 85 % de recién nacidos no requieren de oxígeno para volver a respirar. “Con solo darle estimulación con una bolsa máscara, él puede respirar. Ahora, claro, si el niño se va complicando sí se usa oxígeno”, reiteró.

Pinzamiento tardío en el cordón umbilical

Revelo, quien es director del Comité de Reanimación Neonatal en el país, agregó que actualmente el personal médico debe esperar al menos un minuto para pinzar el cordón, para que el bebé reciba más sangre de la placenta y eso le permita tener mayor flujo sanguíneo.

La recomendación se basa en la evidencia de que la demora en el pinzamiento del cordón umbilical permite que la sangre continúe pasando de la placenta al bebé entre 1 y 3 minutos adicionales después del parto.

Se considera que esta breve demora aumenta las reservas de hierro del lactante pequeño, en más del 50 % a los 6 meses de vida entre los neonatos nacidos a término, informó la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Atención obstétrica

Disminuir la tasa de mortalidad asociada a asfixia al nacer tiene mucho que ver con la atención obstétrica. El pedíatra señaló que en el país todavía hay madres que no acuden a sus controles prenatales.

“Se ven muchos embarazos adolescentes o mujeres que solo llegan a parir a los hospitales, de tal manera que el obstetra se enfrenta a estos problemas que llevan asfixia al nacer”, detalló.

Para disminuir este problema, es importante que tanto la madre como el obstetra mejoren el control prenatal, para que el trabajo de parto y la atención disminuyan las probabilidades de asfixia al nacer.

El pedíatra señaló que en el país la tasa de mortalidad neonatal asociada a asfixia pasó del segundo lugar a ocupar el sexto lugar como causa de mortalidad. El estudio de impacto fue presentado en el congreso de la Academia Americana de Pediatría, en el año 2005.

“Nuestra proyección es seguir capacitando a nuestro personal de salud para lograr bajar aún más la tasa de mortalidad neonatal asociada a asfixia”, expuso el pedíatra.

El minuto de oro

Revelo señaló que estas técnicas se realizan con el único propósito de aprovechar el “minuto de oro”.

“Nosotros, al minuto de nacido un niño que no respira, tenemos que haberlo hecho respirar ya, porque de eso depende el pronóstico del bebe. De eso depende de que no quede con discapacidad, depende de que no ingrese a un hospital. Por eso nosotros enseñamos esas técnicas altamente efectivas”, afirmó.

45 % 
de los niños menores de 5 años que fallecen cada año son lactantes recién nacidos: bebés de menos de 28 días o en período neonatal.

85 % 
de recién nacidos no necesitan oxígeno para volver a respirar. 

99 %
La reanimación es efectiva en normalizar los signos vitales en 99 % de infantes que requiere reanimación al nacer.

Lee también

Comentarios