Lo más visto

Ser celíaco no es una moda

Trastornos autoinmunitarios como artritis reumatoidea y lupus eritematoso sistémico; cáncer intestinal, enfermedad tiroidea y diabetes tipo I son patologías que se pueden derivar de la enfermedad celíaca.
Enlace copiado
Enlace copiado
“Todo inició cuando era una adolescente. Empecé a padecer sinusitis y rinitis, y los médicos me dijeron que era intolerante a la lactosa. Posterior a eso los quité de dieta, pero los síntomas siguieron y el cuadro empeoró”, comentó Ana (nombre ficticio), una doctora de profesión y madre de 36 años.

Ana tiene un temple fortalecido y sin titubear nos cuenta su historia. “Luego de mi embarazo, a mis 28 años, se me inflamaron las articulaciones y las piernas. Tuve mucha fatiga y dolor gástrico. Fue ahí donde acudí a los especialistas y me dijeron que tenía la bacteria del Helicobacter Pylori”, comentó.

“La celiaquía no es un trastorno totalmente intestinal, sino que es una enfermedad sistémica que tiene su causa por anticuerpos que se forman en el intestino delgado, los cuales surgen cuando hay contacto con la proteína del trigo, la cebada y avena”, explicó el médico gastroenterólogo de la Asociación de Gastroenterología y Endoscopía de El Salvador Óscar Giovanni Avelar.

Según explicó el especialista, esta enfermedad afecta a pacientes causando problemas intestinales, cuadros de diarrea crónica (más de cuatro semanas, evacuaciones líquidas o aumento en el número), distensión abdominal, dolor y en algunas ocasiones hay estreñimiento.

“La enfermedad celíaca está subdiagnosticada o sobredimensionada en nuestro país”, comentó Avelar, dado que aseguró que existen muchos pacientes que no son diagnosticados correctamente y otros que sí lo son, pero no tienen la enfermedad.

“Luego del diagnóstico de la bacteria, todo se fue abajo. Fueron ocho meses muy duros. Bajé 20 libras en los primeros dos meses y llegué al punto de vomitar hasta el agua”, comentó la paciente.

Ana padece la enfermedad celíaca en un grado muy severo. Antes de su diagnóstico sufrió síntomas como la caída de cabello, temblores en las extremidades, pérdida de visión, dificultad al caminar, sensación de desmayo y hasta hipotiroidismo.

“A raíz de todos esos síntomas, los especialistas me comentaron que se podría tratar de la enfermedad celíaca. Sin embargo, cuando me hicieron las pruebas de anticuerpos, estas salieron negativas. Pero el 10 % de los pacientes con la enfermedad pueden ser seronegativo a las pruebas de anticuerpos”, compartió.

Cuando un paciente es diagnosticado con la enfermedad celíaca, la única forma de mejorar los síntomas es cuidar la dieta, según comentó el gastroenterólogo.

“El tamaño de un grano de azúcar, convertido gluten, puede afectar tanto al paciente que si lo consume puede parar en el hospital”, expresó Avelar.

“Yo consumía ciertos productos pensando que no tenían gluten, pero siempre tenía sintomatología. Es ahí donde se debe tener cuidado con la contaminación cruzada. Por ello ahora yo tengo mis propias cacerolas, mis utensilios, licuadora, horno y jabón para lavar platos y preparar mis alimentos”, añadió.

La también doctora comentó que su familia fue clave en su recuperación porque incluso ellos se sometieron a llevar la dieta. “Le hice las pruebas genéticas a mi hija y salieron positivas a la enfermedad celíaca, pero por suerte aún no presenta síntomas”.

En Ana, la enfermedad es tan marcada que incluso tiene que tener mucho cuidado con el maquillaje y pasta dental que utiliza, pues algunos de ellos poseen gluten.

“El gran problema de los celíacos en El Salvador es que existen muy pocos lugares donde encontrar alimentos sin gluten, pues algunos dicen no tenerlo y mienten. Incluso, cuando yo he llevado mi comida a algunos lugares, no me han permitido sacarla. La enfermedad no se conoce como debería”, comentó Ana.

La calidad de vida de la doctora Ana se ha deteriorado. Sus tiempos de comida deben ser constantes porque no debe bajar peso; las nueces, soya y cítricos ya no son tolerables; tuvo un aborto espontáneo e incluso tuvo que cerrar su clínica privada porque ya no tiene la fuerza necesaria.

El 1 % de la población mundial tiene la enfermedad y la cura farmacológica no existe. Asimismo, es importante hacer énfasis en que hacer una dieta libre de gluten o ser celíaco no es una moda.
 

Tags:

  • trastorno
  • celíaco
  • enfermedades
  • pacientes

Lee también

Comentarios