Lo más visto

Techlife Lo más leído

Jubilado salvadoreño desenmascara a estafadores que “regalan” vehículo de lujo por mensajes de Whatsapp

¿Ha recibido alguna vez un SMS o un mensaje por Whatsapp en el que le anuncian que es el feliz ganador de un auto de lujo? Este señor lo recibió y esto fue lo que pasó.

Enlace copiado
Enlace copiado

Julio Gutiérrez (nombre ficticio para proteger su identidad) recibió una llamada vía WhatsApp a su teléfono móvil. La llamada era internacional con código de área de Guatemala.

Debido a que tiene familiares en el extranjero, pensó que era alguien de confianza. Al contestar le responde un hombre que dijo llamarse José Boriano, abogado y representante de la empresa AT&T - T Mobile internacional con sede en Miami, Florida, quien le notificaba que era el “feliz ganador de un premio de $45,000 y un carro del año”.

Cuando el Sr. Gutiérrez le preguntó que cómo había participado, el hasta ahora supuesto abogado le informó que había sido un “sorteo digital en la base de datos de teléfonos de Latinoamérica”.


Posteriormente esta persona le dice que lo siguiente que tenía que hacer era enviarle un mensaje escrito por WhatsApp a ese número con la frase “sí acepto” y que luego le daría él las indicaciones para poder reclamar su premio.

El Sr. Gutiérrez, un jubilado de 75 años, ya había escuchado de este tipo de estafas por lo que decidió seguirle el juego al supuesto representante legal y ver hasta dónde llegaba esta historia.


Luego de un largo intercambio de mensajes y de presiones parte del supuesto abogado de la empresa AT&T - T Mobile, este le envió un video con la declaración de una supuesta ganadora, fotos del vehículo y entre los mensajes exigencias de verificación de su identidad. “Todo esto lo hacía esta persona con el afán de darle ‘credibilidad’ a todo el proceso”, comenta Gutiérrez, quien se desempeñó como agente de seguridad en una empresa de transporte de valores.


“Ya había escuchado de este tipo de estafas en la que todo se lo pintan tan bonito. Por eso quise seguirle la corriente y denunciar de esta forma a este tipo de personas”, comenta Gutiérrez. Pero el momento de descubrir que todo era una estafa estaba cerca. Luego de insistencias del estafador y amenazas de perder su premio si no procedía de inmediato, llego el momento en que le dijo que “para hacerse acreedor de este premio necesitamos que usted nos deposite la cantidad de $450, para de esta manera hacer los trámites de su premio”, le solicitaba el estafador.


Para Gutiérrez esta fue la señal clara de que todo era una estafa y que el dinero que le solicitaba el supuesto abogado no sería sino para robárselo a través de un timo que ha ido mutando hasta nuestros tiempos y que ahora es realizado utilizando WhatsApp, una de las aplicaciones de mensajería instantánea más utilizada en todo el mundo. Eso explica que las estafas de WhatsApp sean las más habituales hoy en día; es una plataforma interesante para los ciberdelincuentes por la cantidad de víctimas potenciales a su alcance.


Afortunadamente, en esta ocasión el estafador al sentirse descubierto se pone como víctima y cierra la conversación bloqueando al usuario para no tener más comunicación con él. “Le recomiendo a las personas a tener mucho cuidado con este tipo de “concursos” en los cuales todo parece maravilloso y soñado. En ningún concurso en el cual usted participe le deben de pedir que usted pague dinero para recibir un premio. Desafortunamente todavía existen personas incautas que creen en esto y los estafadores son tan astutos en ganarse la moral de sus víctimas presionándolas con frases como “lo toma o lo deja”, “existen más personas interesadas en el premio” o “usted es el que pierde”. “Le recomiendo a las personas denunciar con las autoridades a este tipo de personas”, concluye Gutiérrez.

Pero esta no es la única forma de estafa que se ha popularizado por WhatsApp. existen otros tipo como:

Espiar WhatsApp

Desgraciadamente, ‘espiar WhatsApp’ es todo un reclamo. Cada mes, miles de usuarios buscan en Google información sobre esto. Así que los ciberdelincuentes han aprovechado la oportunidad y han creado una aplicación denominada WhatsApp Spy y que, en realidad, no es más que una de las principales estafas de WhatsApp. Es una app paralela a la oficial que, aunque promete permitir espiar el WhatsApp de otros usuarios, no cumple con ello y además se dedica a tratar de robar datos y dinero a sus usuarios. Sencillamente, con enlaces a webs con malware o solicitando el número de teléfono de su víctima.

WhatsApp Gold, WhatsApp versión Oro

Aunque arrancó hace muchos años, y ya no tiene la misma capacidad que antes para engañar a los usuarios, la estafa de WhatsApp Gold es una de las más habituales. Nos promete funciones que la aplicación oficial no tiene, ese es su reclamo para sus potenciales víctimas. Sin embargo, no aumenta la ‘biblioteca’ de emoticonos de los usuarios ni nos ofrece el envío masivo de imágenes –entre otros-, sino que sencillamente está diseñada para conseguir nuestro número de teléfono y, de este modo, suscribirnos a un servicio de mensajes “SMS premium”. Al hacer esto, la estafa ya se ha completado y lo veremos en la próxima factura de nuestro teléfono.

Si no reenvías a todos tus contactos en los próximos 5 minutos…

Las cadenas de WhatsApp no nacieron con esta aplicación de mensajería instantánea. Ya las vivimos en MSN Messenger y en los SMS tradicionales, por ejemplo, cuando nos aseguraban que el servicio cerraría nuestra cuenta si no reenviábamos un mensaje a una determinada cantidad de usuarios. Por lo general, este tipo de estafas de WhatsApp no buscan perjuicio con virus o robando información o dinero. Sencillamente son una molestia para los usuarios, una forma de generar spam, y un engaño a fin de cuentas. Nadie va a cerrar nuestra cuenta de WhatsApp si no nos mantenemos activos, aunque hay una cadena en la que nos tratan de estafar con este mensaje. En el último año se han reportado mensajes de este tipo con diversos tipos de malware que incluyen spyware (software espía), adware (software publicitario), phishing, virus, troyanos, gusanos, rootkits, ransomware y secuestradores del navegador.

Cupones y falsos descuentos en tiendas de prestigio…

Descuentos, promociones, ofertas, cupones con fuertes sumas de dinero… Este tipo de estafa utiliza grandes comercios como fachada. En estas estafas nos intentan engañar prometiéndonos $250 para gastar en `X´ tienda, por ejemplo, o en cualquier otro lugar, pero nos piden a cambio que rellenemos una encuesta. A fin de cuentas, se trata de un ataque de phishing en el que se suplanta la identidad de la gran superficie con la intención de robarnos datos personales, o de conseguir nuestro número de teléfono para suscribirnos a un servicio de mensajes SMS premium.

Internet gratis sin WiFi

La estafa del Internet gratis sin WiFi se aprovecha de que, como bien sabemos, muchos usuarios ‘no llegan a final de mes’ con su plan de datos móviles contratado con una compañía telefónica. Por tanto para engañar al usuario se le envía una invitación ¨exclusiva¨, para que pueda acceder a Internet gratis sin conectase a redes WiFi. En torno a la estafa se muestran todo tipo de recomendaciones y testimonios falsos y, en realidad, lo único que hacen es suscribir al usuario a un servicio de SMS premium, o modificar su configuración DNS para un ataque de robo de datos personales.

Vuelos gratis, o noches de hotel

Es una estafa parecida a los ¨cupones de tiendas de prestigio¨ y sus derivados. Al usuario se le prometen vuelos gratis, o noches de hotel sin coste, a cambio de que rellene una encuesta. La mecánica es la misma y, una vez más, la única finalidad de este tipo de formularios está en robar información personal a los usuarios. Aunque no siempre es así, en la mayoría de los casos se aprovecha su número de teléfono para suscribir a la víctima a un servicio de mensajes de tipo SMS premium con un importante sobrecoste en la factura habitual de los servicios de telefonía móvil.

Oportunidad de empleo

En el mismo tenor otra estafa popular es ofrecer a la víctima conseguir trabajo de una forma sencilla, solo tienes que rellenar un formulario. En esta ocasión, la mecánica se repite pero el engaño es diferente. También parte sobre la base de un ataque de phishing, haciendo creer a la víctima que está ante la página web de una importante empresa como en la cual podrá ganar una fuerte cantidad de dinero al día ¨sin salir de su casa¨. En este tipo de engaños prometen acceso fácil y rápido a una oportunidad laboral y, en realidad, únicamente quieren robar nuestros datos personales.

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines