Lo más visto

Netflix y YouTube, envueltos en nueva polémica internacional

Las plataformas de streaming deberán pagar un impuesto especial en ese país que solventará sus producciones nacionales.

Enlace copiado
Pantalla de Netflix. (Foto: Archivo LPG)

Pantalla de Netflix. (Foto: Archivo LPG)

Enlace copiado

Francia quiere que las plataformas extranjeras de distribución audiovisual por Internet de pago o que viven de la publicidad, como Netflix o YouTube, ayuden a sostener su cine, el medio más afectado por la competencia de estos servicios online. Para ello, el gobierno de Emmanuel Macron impondrá una tasa a estas empresas mediante un decreto que se anunciará "en los próximos días", según adelantó la ministra de Cultura gala, Françoise Nyssen. El dinero recaudado irá a las arcas del Centro Nacional de Cinematografía (CNC).

El objetivo es que "estos actores entren en el círculo virtuoso de la financiación de la creación", explicó la ministra en una entrevista con el diario económico Les Echos. Se trata, agrega, de una "señal fuerte" a estas plataformas. A esta tasa se añadirán "pronto" las medidas que se derivan de una directiva europea que prevé que esos sitios deben ajustarse a la reglamentación de los países de destino, acota.

El momento elegido para este anuncio no es casual. A pesar de las promesas en sentido contrario del anterior gobierno, el presupuesto de 2018 contendrá 36 millones de euros menos que el de 2017 para los grupos audiovisuales. Una decisión que, pese a la inquietud del sector, no es negociable, subraya Nyssen, en vista de "la situación presupuestaria degradada" que se encontró Macron al asumir el poder.

Netflix ya protagonizó otra polémica en Francia, en mayo último: el Festival de Cannes, presionado por los exhibidores nacionales, aprobó un cambio de su reglamento que castiga precisamente al coloso estadounidense. A partir de la edición 2018, no podrán aspirar a la Palma de Oro films que no tengan garantizado su estreno en salas comerciales de Francia.

Además, el gobierno francés puso en marcha un "plan de acción contra el pirateo", dentro del cual se enmarca el acuerdo suscripto entre Google, propietario de YouTube, y la Asociación Francesa de Lucha contra la Piratería Audiovisual. En virtud de ese convenio, Google establecerá una mejor cooperación entre YouTube y los tenedores de derechos de autor de obras audiovisuales que se quejan de la piratería. "No queremos que los estafadores utilicen más nuestras plataformas en detrimento de los creadores", dijo el presidente de Google para Europa, Medio Oriente y África, Carlo D'Asaro Biondo.

Tags:

Lee también

Comentarios