Lo más visto

Descubren la cerveza "más antigua del mundo" en una cueva: 13,000 años de antigüedad

Un equipo de investigadores internacionales afirma haber descubierto la cerveza "más antigua del mundo", en una cueva en Israel.

Enlace copiado
Enlace copiado
arqueólogos
Getty Images
Los rastros fueron hallados en morteros que habían sido cavados sobre el piso de una cueva en Israel.

¿Una cerveza de 13.000 años de antigüedad?

Un equipo internacional de científicos afirma haberla encontrado en la "fábrica" más antigua del mundo, en una cueva prehistórica cerca de la localidad portuaria de Haifa, en Israel.

El descubrimiento se realizó cuando trabajaban en un sitio funerario de grupos de cazadores seminómadas.

Li Liu, el profesor de la Universidad de Stanford (EE.UU.) que lideró la investigación, explicó que estaban buscando claves sobre el tipo de plantas de las que se alimentaban los natufienses -que vivieron entre el periodo paleolítico y neolítico-, y durante ese proceso descubrieron restos de un tipo de alcohol elaborado con trigo y cebada .

Los restos de esa bebida fueron hallados en morteros de piedra, de 60 centímetros de profundidad, que estaban tallados en el suelo de la cueva, utilizados para almacenar, moler y cocinar diferentes especies de plantas, incluido avena, legumbres y fibras bastas, como el lino.

La bebida de los rituales

"Es el registro más antiguo de alcohol elaborado por el hombre en el mundo", destacó Li al periódico Stanford News.

Los estudios realizados hasta el momento apuntan que la elaboración de la cerveza comenzó hace 5.000 años, pero este último descubrimiento podría dar un vuelco a los orígenes de esta popular bebida.

El hallazgo también sugiere que la cerveza no fue necesariamente un producto derivado de la elaboración de pan, como se pensaba hasta ahora.

Haifa
Getty Images
Los investigadores advierten, no obstante, que ese tipo de alcohol dista mucho de la cerveza moderna.

En un artículo publicado en la revista especializada J ournal of Archaeological Science: Reports , los investigadores consideran que no se puede determinar qué vino primero, y sugieren que la cerveza pudo ser elaborada para rituales para honrar a los muertos.

La ubicación de los morteros en las cuevas donde se llevaban a cabo los entierros implica que "la bebida estaba aparentemente vinculada a las ceremonias , o algún tipo de evento social", explicó a la agencia AFP Dani Nadel, profesor de arqueología de la Universidad de Haifa y uno de los autores del artículo.

Esta bebida de hace 13.000 años, no obstante, dista mucho de la cerveza moderna.

Se cree que su aspecto era muy diferente a l actual y se asemejaba más a una crema de avena, aunque también fue un tipo de alcohol fermentado pero más ligero al actual.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lee también

Comentarios