Lo más visto

Más de Turismo

¿Ciclismo para perder peso?

Si estás buscando perder algunas libras de peso, el ciclismo es una excelente manera de comenzar. Pero hacer deporte sin cambiar tus hábitos alimenticios harán que tus resultados no sean tan efectivos y te frustres antes de tiempo.

Enlace copiado
¿Ciclismo para perder peso?

¿Ciclismo para perder peso?

Enlace copiado

El ciclismo es un deporte que posee muchos beneficios para la salud y puede brindarte mucha alegría a tu vida. Si quieres comenzar a pedalear para bajar de peso tienes que tener en cuenta que lo que comes también influye en el éxito de bajar esas libras de más. Con esto no te queremos decir que tienes que renunciar a tus comidas favoritas o aguantar hambre, para nada. Aquí hay 12 consejos que te ayudarán cambiar estilo de vida y a bajar de peso sin fórmulas mágicas solo con tu actitud.

1- Mantén la masa muscular en cuenta

Si pierdes peso cuando reduces las calorías, ten en cuenta que esas libras que estás reduciendo no siempre es grasa corporal. Parte ese peso perdido también puede provenir del tejido muscular. Los ciclistas que siguen una dieta a menudo terminan más delgados, pero corren el riesgo de volverse más lentos y débiles en la bicicleta. No olvides que el músculo quema calorías, así que entre más volumen muscular tengas, más calorías puede quemar tu cuerpo, incluso cuando solo estás acostado en el sofá. ¿Cómo combatir esto? Asegúrate de comer suficiente proteína para optimizar la retención muscular mientras pierdes peso.

2- Equilibra tus comidas

No siempre se trata de cuánto comes, sino del equilibrio nutricional de carbohidratos, grasas y proteínas en lo que estás comiendo. ¡Sobre todo el tamaño de las porciones! Los atletas de resistencia necesitan carbohidratos adicionales para alimentarse durante su entrenamiento, grasa para sentirse saciados y proteínas para reparar sus músculos. Por lo general, no es necesario hacer ajustes radicales para lograr este equilibrio; los cambios pequeños funcionan mejor. Por ejemplo, en lugar de comer un gran tazón de espagueti, llena la mitad del tazón con pasta, luego coloca encima una salsa a base de carne magra y adiciona una ensalada pequeña. También puedes intentar sustituir los dulces por fruta.

3- Cuida tu torso

En el ciclismo principalmente se utiliza más la parte inferior del cuerpo, por lo tanto los ciclistas corren el riesgo de perder volumen muscular en la parte superior o torso. ¿La solución? Entrenamiento de pesas. Esto no significa que tengas que pasar horas en el gimnasio, solo es necesario realizar entrenamientos de 20 a 30 minutos, dos o tres veces por semana.

4- Pedalea largo, pero fácil

No siempre tienes que esforzarte en la bicicleta para reducir peso. Una vez por semana toma un paseo lento pero largo. Los viajes largos (hasta de seis horas) queman mucha más grasa y te brindan una buena base de resistencia.

5- Por intervalos

Recuerda que pedalear durante 30 minutos pueden ayudarte a perder peso, especialmente si te esfuerzas. Prueba un entrenamiento a intervalos para aprovechar al máximo tu tiempo en la bicicleta.

6- Recupérate

La recuperación posterior al ejercicio es importante. Después de una ruta necesitas recargar de energía tu cuerpo con carbohidratos y proteínas. No pienses que perderás peso más rápido si no comes; por el contrario, no te recuperaras adecuadamente, podrías debilitarte e incluso enfermar.

7- Olvida la báscula

Si después de cada entrenamiento te pesas, podrías encontrar que a menudo tu peso variará, ya que está influenciado por varios factores como la hidratación y el almacenamiento de glucógeno. Si estás motivado por los números, el registro en la báscula una vez por semana puede ser lo mejor. Pero si descubres que pesarte frecuentemente te hace retroceder mentalmente, deséchalo.

8- Mantente hidratado

Cuando pedalees en climas cálidos es importante mantenerte hidratado. Si vas a pedalear en el calor asegúrate de comenzar tus viajes con al menos dos ánforas llenas de agua, y recargarlas en el camino. Intercala cada hora una bebida isotónica para reponer los electrólitos que pierdes con el sudor.

9- Todo con moderación

Si bien es cierto que es importante comer vegetales, todo debe ser con moderación. Si eres loco por los postres, come de vez en cuando una pequeña porción de helado o postre. Si te privas constantemente de tus gustos, es probable que tengas más atracones debido a la ansiedad.

10- Reduce las porciones

Deja de comer antes de estar lleno, no necesitas sentirte lleno después de cada comida. Una buena forma de hacerlo es reducir las porciones que comes. Esto no significa morirse de hambre o saltar los tiempos de comida. Una hora antes de las comidas toma uno o dos vasos de agua para no llegar con tanta hambre.

11- Busca ayuda profesional

Si sientes que no puedes hacerlo solo, obten ayuda de un nutricionista certificado que pueda ayudarte a elaborar un plan de comidas que te permita perder peso sin tomar medidas extremas.

12- Sólo pedalea y disfruta

Ten fe de que a medida que pierdes peso, ganarás más energía. Una vez que te acostumbres a la idea de pedalear, es más fácil salir con regularidad. Siente que eres afortunado de poder hacer ejercicio, busca logros pequeños y esto te hará sentirte rejuvenecido, ya sea que tu peso cambie mucho o no ¡tu salud física y mental lo merecen!

Tags:

  • KMCero503
  • Aurelio Golscher

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines