Lo más visto

Una vista inmejorable de El Salvador se obtiene en el oriente

Conchagua es una ciudad de origen lenca que fue fundada en 1543. Desde su volcán puedes disfrutar impresionantes vistas, que muestran en su esplendor la belleza geográfica que reúne el oriente del país.

Enlace copiado
Una vista inmejorable de El Salvador se obtiene en el oriente

Una vista inmejorable de El Salvador se obtiene en el oriente

Enlace copiado

El caluroso clima de Conchagua, propio de la zona oriental, bien vale la pena para disfrutar de las más hermosas vistas panorámicas que tienen dominio desde el volcán de la zona. Las islas del Golfo de Fonseca - Meanguera, Meanguerita, Amapala - por mencionar algunas, así como el casco urbano de La Unión y otras hermosas playas colindantes parecen al alcance de tu mano cuando las observas desde lo alto de este punto geográfico, maravillando a cualquier fatigado visitante.

Conchagua es un punto turístico de gran interés, montaña y ciudad se entrelazan. En la ciudad, fundada en 1543 puedes observar los vestigios propios de la época colonial. En el casco urbano descansa una de las iglesias más antiguas de El Salvador, erigida en 1693 en honor a Santiago Apóstol, su estilo barroco de la fachada y renacentista en su interior es testigo imperturbable del tiempo, recibiendo puntual a sus fieles en cada servicio religioso.

Colonial. La iglesia de Conchagua es una joya arquitectónica, construida en 1543 sigue en pie a la espera de turistas y devotos. Foto: Archivo La Prensa Gráfica.

La joya arquitectónica de Conchagua resguarda en su interior más de una docena de imágenes originales de santos y santas, exportados al país por los colonizadores hace más de 300 años. Mientras que sobre el campanario, en los exteriores del templo, aún llama a los feligreses la campana original de la colonia.

Para comer puedes ir frente al parque de Conchagua, al pupusódromo, que tiene diversidad de opciones en pupusas, platillos típicos y bebidas tradicionales refrescantes o calientes, según sea tu gusto. Pero el secreto mejor guardado de Conchagua está al ascender a su volcán. Si eres amante del ecoturismo encuentran excelentes miradores para disfrutar las maravillas naturales que le rodean gracias a los 1,242 metros sobre el nivel del mar que posee.

Impresionante. Las vistas que se observan desde el Volcán de Conchagua son maravillosas. La costa, las islas y el casco urbano del lugar se cobija con una sola mirada. Foto: Archivo La Prensa Gráfica.

El acceso al volcán de Conchagua es rural, se hace en vehículos 4x4 rumbo al cantón “El Faro”, un punto importante es gestionar con la Asociación Coordinadora de Comunidades para el Desarrollo de Cacahuatique (CODECA), quienes tienen la protección de la zona. En la cima hay guardaparques, y se puede acampar. Un punto que vale la pena considerar es acampar en el sitio para recorrer tranquilamente sus senderos, para ello es necesario llevar alimentos y repelente. Sus dos miradores ofrecen vistas que simplemente muestran lo impresionante que es el país y que hacen que valga la pena la estadía.

Acampada. Si eres amante de las ecoaventuras puedes acampar en el volcán, debes llevar todos los insumos necesarios y disfrutar sin prisas sus imponentes vistas. Foto: Archivo La Prensa Gráfica.

Lee también

Comentarios

Newsletter
X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines